Público
Público

Elecciones 26-M Armengol busca la primera victoria para el PSOE en Baleares y la reedición del pacto con Més y Podemos

Los socialistas que nunca han sido la primera fuerza en Baleares lo tienen en esta ocasión al alcance de la mano. Mañana te ofrecemos el balance de la última legislatura y las perspectivas para las elecciones en Asturias y La Rioja.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

GRÁFICO ILLES BALEARS 26M

Desde 1996, cuando el histórico presidente Gabriel Cañellas (AP-CP-PP) abandonó el poder entre acusaciones de corrupción, la izquierda, mediante pactos, y la derecha, con mayorías absolutas, se han sucedido cada cuatro años al mando de Baleares. Una alternancia atípica en España que quiere romper en esta ocasión la presidenta Francina Armengol (PSOE-PSIB), que llegó a la presidencia después de cerrar un pacto con los ecosoberanistas Més, con quienes ha gobernado en coalición estos cuatro años, y con Podemos, que ha apoyado al Gobierno desde el Parlamento.

Si se atiende al CIS y al resultado del pasado 28 de Abril en Baleares, Armengol tiene al alcance de la mano, además de ser la primera jefa del Ejecutivo desde Cañellas que repita en una segunda legislatura, obtener por primera vez en la historia de la autonomía la primera plaza, hasta ahora en todas las elecciones en manos de AP-CP, primero, y PP, heredero de estas formaciones, luego.

Las generales ya dejaron un panorama bien contundente a favor de la izquierda y anticiparon el vuelco en el liderazgo social en las islas. La primera fuerza fue entonces el PSOE y la segunda Podemos. Entre ambas, colocaron 5 diputados en el Congreso. Los otros tres se los repartieron Ciudadanos, PP y Vox, uno cada uno.

El CIS pronostica que las dos fuerzas de izquierda y la ecosoberanista reeditarán una mayoría que en el Parlamento de Baleares está en los 30 escaños. Así, el sondeo estima que los socialistas ganarán las elecciones con el 25% de los votos y entre 17 y 19 escaños. El PP sería la segunda fuerza, con el 20% y entre 14 y 16 diputados. Ciudadanos (13%, 9-10 escaños) superaría a Podemos (12,9%, 10 diputados) como tercer partido.

Més, socio de gobierno del PSOE estos cuatro años, mejoraría sus resultados y pasaría de seis escaños a entre 7 u 8. La encuesta deja en el aire la entrada en el Parlamento de Vox (5,1%, 0-escaños) y le da a la opción regionalista conservadora de Proposta per les Illes (PI) entre 2 y 3 asientos y el 6% de los sufragios. Grupo por Formentera, que hoy cuenta con un escaño y comparece en coalición con el PSOE, se quedaría fuera de la Cámara.

El hundimiento del PP en uno de sus feudos tradicionales -al ceder posiciones a Ciudadanos y, en menor medida Vox- y la división del voto de centro y de derechas, hacen posible que se cumplan los pronósticos. Si se cumplen, Armengol, muy probablemente, tendría esta vez que formar un Gobierno tripartito, al que se sumaría Podemos, quienes, en esta ocasión, al igual que Pablo Iglesias en Madrid, quieren tocar poder en las islas.

Tal vez, la mayor virtud del Gobierno de izquierdas en Baleares en esa legislatura ha sido despejar los asuntos de corrupción, que han asolado las islas (si exceptuamos el caso del exvicepresidente Barceló, a quien Armengol y Més, su partido, obligaron a dimitir tras haber viajado gratis al Caribe) en los años pasados, para poner sobre la mesa otros debates, como la ecotasa turística, que divide a la izquierda, a favor, y a la derecha, en contra.

El PIB per cápita en Baleares fue de 25.772 euros en 2017, un incremento del 2,82% respecto al año anterior. La renta media por persona en las Baleares es un 3,1% superior a la media española. El presupuesto autonómico ronda los 5.500 millones de euros para dar servicio a una población empadronada de 1,1 millones de personas y otra flotante que puede alcanzar puntas de 800.000 personas más. La tasa de paro es del 17,1%, 14,7% de hombres, 19,8% de mujeres.

Los candidatos

Además de la presidenta Armengol, los candidatos son los siguientes.

Por el PP, con la tarea de recuperar la hegemonía, unir a la derecha y enterrar los escándalos se presenta Biel Company, expresidente de la patronal agraria Asaja Baleares entre 2003 a 2011 y exconsejero de Agrucultura en el último gobierno conservador, dirigido por José Ramón Bauzá -hoy en Ciudadanos- a quien Company sucedió en la presidencia del partido tras unas primarias en 2017.

Por Ciudadanos, acude Marc Pérez-Ribas, director desde hace quince años de la delegación balear de Sociedad de Tasación, una consultora inmobiliaria, optó a las primarias de Ciudadanos el pasado marzo, en las que se impuso por 16 votos al portavoz en Baleares y uno de los fundadores del partido en 2006, Xavier Pericay.

El cartel de Podemos lo encabeza el magistrado Juan Pedro Yllanes, quien pidió en 2015 una excedencia de la carrera judicial para concurrir como cabeza de lista de Podemos al Congreso por Baleares en las elecciones generales del 20 de diciembre de 2015, en las que fue elegido diputado.

Miquel Ensenyat, el presidente del Consell de Mallorca lidera la candidatura de Més en Mallorca, que busca mejorar sus resultados y seguir gobernando en coalición con PSOE y Podemos. Mientras que el diputado autonómico Josep Castells, exmiembro del Círculo de Economía de Menorca yexpresidente de la Federación de Asociaciones de Padres y Madres de la isla, lidera la lista en Menorca.

Jaume Font, ex alcalde Alcalde de Sa Pobla con el PP de 1991 a 2003 y senador por Mallorca de 1993 a 1999, exConseller de Medio Ambiente en el Gobierno de Matas de 2003 a 2007, dejó la militancia del PP en 2011 y fundó la Lliga Regionalista. Un año después se fusionó con otros partidos para dar lugar a Proposta per les Illes (PI). Ha sido diputado autonómico en esta legislatura y repite como líder de PI.

Completan el cartel Silvia Tur Ribas, que, en 2015, fue elegida diputada por Formentera tras un acuerdo entre Gent per Formentera y PSOE, que quiere repetir; y Jorge Campos, el líder de Vox en las islas.

Más noticias en Política y Sociedad