Público
Público

financiación de las autonomías Moreno le pide por carta a Sánchez que le dé a Andalucía 1.350 millones

El presidente de la Junta redobla la presión sobre el presidente en funciones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Juan Marín y Juanma Moreno, en el Parlamento de Andalucía

Juanma Moreno (PP), presidente de la Junta de Andalucía, dio este martes una vuelta de tuerca más en la presión a la que quiere someter al Gobierno de España a cuenta de la financiación autonómica y le ha enviado una carta al presidente Pedro Sánchez en la que le pide que convoque el Consejo de Política Fiscal y Financiera con el objetivo de que le dé a Andalucía 1.350 millones euros que la Junta considera un “menoscabo” en los ingresos.

PP y Ciudadanos, justo al final de unas vacaciones de verano horribilis para Moreno, han decidido tomar la iniciativa. Para ello, han cogido la bandera de la infrafinanciación de Andalucía, la que durante tantos años ha ondeado el socialismo en el poder, y han decidido poner la pelota en el tejado del presidente Sánchez, quien está en funciones, y, por tanto, podría decirse, juega con una mano en la espalda.

La ministra de Hacienda es hoy la andaluza María Jesús Montero (PSOE), quien en su etapa de consejera en Andalucía, con Susana Díaz como presidenta, se distinguió por defender con uñas y dientes una financiación justa para la Comunidad y que hoy, según ha defendido, está atrapada por el criterio de la abogacía del Estado que le impide librar los fondos que quiere Moreno.

La ofensiva de la derecha en el Gobierno ha obligado a reaccionar al PSOE de Andalucía, quien manifestó este martes que Andalucía estaba efectivamente infrafinanciada desde hace muchos años, pero que el Gobierno andaluz se equivocaba si pensaban que los socialistas iban a ser sus “palmeros” en este asunto.

La carta del presidente Moreno al presidente Sánchez, de un folio y medio recoge que existe un “retraso injustificado” en la aprobación de un nuevo sistema de financiación de las Comunidades, un tema que el nuevo gobierno heredó precisamente del de Mariano. Rajoy, a quien le tocaba promover su reforma, cosa que no hizo, superado por la crisis en Catalunya. Entonces, Moreno jamás habló de “retraso injustificado”.

La legislatura pasada, con el PSOE en el Gobierno y el PP en la oposición se cerró un acuerdo para exigir a Madrid una financiación justa para Andalucía. Los partidos, todos menos Ciudadanos -y Vox que no estaba entonces- se pusieron de acuerdo en una cifra: el actual modelo de financiación autonómica, ha supuesto -hasta ahora, sin contar los 3.500 millones- un déficit de 4.000 millones de euros para Andalucía.

Fue este martes, tras el Consejo de Gobierno, el consejero de la presidencia, Elías Bendodo, quien anunció el envío de la misiva a Sánchez. Moreno se pronunció en su cuenta en Twitter sobre la carta: "Soy un firme convencido del diálogo. Desde el primer día ofrecí a Pedro Sánchez una relación fluida y sincera para afrontar los retos que Andalucía encara para su progreso”, escribió.

Ejecución del presupuesto

El portavoz parlamentario del PSOE de Andalucía, José Fiscal, replicó al Ejecutivo andaluz. "La postura del PSOE de Andalucía sobre la financiación autonómica está clara desde hace muchísimo tiempo, nos corresponde más de lo que nos llega del Gobierno de España, lo hemos dicho antes, durante y espero que no lo tengamos que decir después por que se haya corregido", dijo Fiscal, quien agregó que los socialistas defienden lo mismo "gobierne quien gobierne en Madrid" algo que, a su juicio, "otros no pueden decir”, según recoge Europa Press.

El portavoz parlamentario del PSOE andaluz añadió que no se oponen a ninguna medida que redunde en la mejora de la financiación de Andalucía pero que "si se va a usar este tema para tapar la crisis de la listeriosis o cualquier otro asunto relacionado con la mala gestión del Gobierno andaluz o para confrontar con el Gobierno de España, ahí no va a estar el PSOE de Andalucía”.

"Vamos a estar en la defensa de los intereses de los andaluces y en la lucha por la mejora de la financiación de Andalucía, pero no vamos a ser palmeros de nadie para tapar una crisis o para atacar el Gobierno de España estando en funciones”, añadió. Fiscal remachó que "lo fundamental es que se forme gobierno, que deje de estar en funciones y que, por tanto, no haya ninguna discusión posible sobre este asunto".

El portavoz parlamentario de Susana Díaz se agarró también al informe de la Abogacía del Estado que esgrime la ministra Montero y que dice que un gobierno en funciones no pueden facilitar las entregas a cuenta -el dinero que reclama el presidente Moreno-. “Cuanto antes haya gobierno, antes dejaremos hablar de este tema, por eso es tan importante que se forme”, apostilló Fiscal.

Por el contrario, en su misiva Moreno respalda los argumentos de su consejero de Hacienda, Juan Bravo, y afirma: La Ley de Financiación de las CCAA “establece […] un régimen de entregas a cuenta que se encuentra bloqueado, limitando con ello la disponibilidad presupuestaria para el ejercicio 2019. En el caso de Andalucía, un cálculo prudente […] permite cifrar en 1.350 millones de euros el menoscabo en nuestros ingresos”.

Una de las ideas fuerza que trasladó el Gobierno andaluz de PP y Ciudadanos cuando lanzó, hace unos meses, su primer presupuesto conjunto fue que sus números eran de verdad, al contrario que los de los ejecutivos del PSOE, a quienes acusaban de no ejecutar al 100% las cuentas que aprobaba la Cámara.

Antes del verano, PP y Ciudadanos lograron que Vox les apoyase las cuentas que quedaron aprobadas. Hoy Moreno le escribe a Sánchez que sin esos 1.350 millones queda limitada su “disponibilidad presupuestaria”.

Más noticias en Política y Sociedad