Público
Público

Diada de Catalunya El independentismo aprovecha la Diada para recuperar su discurso más decidido 

Desde el presidente de la Generalitat hasta los líderes de las organizaciones soberanistas, todos han hecho acto de presencia y recordado que es el momento de volver a pasar a la acción.

El presidente de la Generalita, Pere Aragonès (2d), acompañado del presidente de ERC, Oriol Junqueras(2i), y la portavoz Marta Vilalta(d), la ex presidenta del Parlament de Cataluña, Carme Forcadell (i) durante la ofrenda floral del Govern al monumento de
El presidente de la Generalita, Pere Aragonès (2d), acompañado del presidente de ERC, Oriol Junqueras(2i), y la portavoz Marta Vilalta(d), la ex presidenta del Parlament de Cataluña, Carme Forcadell (i) durante la ofrenda floral del Govern al monumento de Rafael Casanova en Barcelona, en el inicio de las celebraciones con motivo de la Diada del 11 de septiembre. EFE/Quique García

Ya lo anunciaban las diferentes voces del independentismo catalán en los días previos. Este 11 de septiembre, celebración anual de la Diada, iba a servir para recuperar un discurso fuerte y contundente, para volver a insistir en la idea de nación catalana y en volver a ganar las posiciones perdidas durante este impasse provocado por el coronavirus y el juicio del Procès. 

El independentismo de Catalunya no dudó y en la primera Diada con algo de normalidad tras la aparición del coronavirus volvió a su discurso más activo. El president de la Generalitat, Pere Aragonès hizo un llamamiento este sábado a sumar "amplias mayorías" para construir la "república catalana".

Así lo ha dicho en su intervención tras la ofrenda floral a la tumba del expresident en el exilio Josep Irla, en Sant Feliu de Guíxols (Girona). "Para sentirnos orgullosos de nuestro país hemos de tener todas las herramientas, y las herramientas se llaman república catalana", ha remarcado. Según Aragonès, eso debe hacerse "sumando amplias mayorías, poniendo el proyecto de país al servicio de todos, haciendo participar a todo el mundo".

Este viernes, en su discurso institucional con motivo de la Diada, Aragonès pidió una "alianza entre instituciones, partidos, sociedad civil y ciudadanía", tanto independentistas como no independentistas, para "hacer inevitable un referéndum" que considera "irrenunciable" para resolver el conflicto catalán.

Las fuerzas independentistas

La presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie, en declaraciones tras la tradicional ofrenda al monumento de Rafael Casanova en Barcelona con motivo de la Diada, Paluzie ha señalado que la manifestación también es una oportunidad para que el independentismo se vuelva a sentir "numeroso, fuerte y decidido".

El líder de ERC, Oriol Junqueras, ha asegurado que su partido está dispuesto a defender sus argumentos a favor de la independencia de Catalunya en cualquier plaza porque se ve capaz de "convencer a la mayoría del país": "No tenemos miedo", ha dicho, de hablar y discutir con quien sea y donde sea.

"No tenemos miedo alguno de contrastar nuestros argumentos con nadie, y por eso nos encontrarán siempre donde sea, dispuestos a discutir con todo el mundo, dispuestos a hablar con todo el mundo, porque estamos seguros de que tenemos suficiente razón como para convencer a la mayoría de este país y proclamar la independencia de Catalunya", ha exclamado.

El líder de los republicanos se ha expresado en estos términos durante el acto organizado por ERC en el centro de Barcelona, cuando faltan escasos días para que se reúna la mesa de diálogo entre el Gobierno y la Generalitat, que es fruto de un acuerdo entre su partido y el PSOE para investir a Pedro Sánchez.

Por su parte, el presidente de Òmnium Cultural Jordi Cuixart ha reclamado este sábado al independentismo una "estrategia conjunta" para alcanzar la autodeterminación de Catalunya y lo ha instado a "no ceder al chantaje de la represión": "Que no nos distraigan los detalles ni las discusiones".

"Hagamos posible una estrategia conjunta", ha señalado el líder de Òmnium, quien ha urgido al independentismo a "continuar presionando" con movilizaciones en las calles "sin ceder al chantaje de la represión" la cual, a su juicio, busca "dividir, crispar y frustrarlo" para que "se quede en casa" y "renuncie a sus derechos y anhelos colectivos".

Esperanzas en la izquierda con la mesa de diálogo

La líder de En Comú Podem en el Parlament, Jéssica Albiach, ha abogado este sábado por que la mesa de diálogo entre el Gobierno y la Generalitat, que tiene previsto reunirse la próxima semana, sirva "para salir del atolladero de bloqueo y parálisis": "Estamos ante un punto de inflexión".

"La reunión de la mesa de diálogo es una gran oportunidad para empezar a levantar cabeza, tener conquistas y empezar a salir de este atolladero de bloqueo y parálisis", ha señalado Albiach, para quien la Diada de este 11 de septiembre es "una de las más importantes de los últimos diez años". "Por primera vez tenemos mayorías dispuestas a resolver este conflicto político a través de la política de manera bilateral", ha enfatizado.

El líder del PSC en el Parlament, Salvador Illa, ha reclamado al Govern que aproveche la celebración de la Diada para "abrir un diálogo sincero y honesto dentro de Catalunya" que permita afrontar con garantías los "grandes retos" que plantea la salida de la crisis de la covid-19.

En su intervención posterior ha emplazado a los demás partidos a trabajar para que la Diada sea una celebración "para todos los catalanes" y para que "la senyera vuelva a ser el símbolo que les una a todos".

Sobre las palabras de Aragonès diciendo que el referéndum de independencia es "irrenunciable", Illa ha dicho que no está de acuerdo y ha destacado que los socialistas están a favor de votar "un acuerdo" y no "una ruptura". 

La derecha no cede

El presidente del grupo de Ciudadanos en el Parlament, Carlos Carrizosa, ha vaticinado este sábado que el Govern independentista "la liará otra vez" dentro de dos años, cuando se haya acabado la mesa de diálogo, que ha definido como "mesa de chantaje".

Según Carrizosa, en los dos años de margen que se han dado los independentistas para calibrar los frutos de la mesa de diálogo con el Estado, "van a ir obteniendo concesiones del Gobierno de España", que de esta manera "irá validando el relato independentista".

El líder del PPC, Alejandro Fernández, ha llamado a recuperar la "convivencia" en Catalunya y a superar la "decadencia" que, en su opinión, ha provocado el independentismo, al que ha acusado de aspirar "solo a molestar" y de no preocuparse por el crecimiento económico de Catalunya.

Más noticias