Público
Público

Interior sigue con sus informaciones policiales falsas: ahora relaciona yihadismo y separatismo

Una noticia directamente salida de la cocina de la Comisaría General de Información, del Cuerpo Nacional de Policía. Así es como definen las fuentes policiales y asociaciones consultadas la vinculación de 140 supuestos islamistas con la CUP y ERC.

Publicidad
Media: 3.15
Votos: 13

Detención de un presunto yihadista en Barcelona.- EFE

MADRID.- La noticia retumbó este viernes como el eco de una bomba en el complejo policial de Canillas (Madrid). Sin atribuir un presunto, un medio de comunicación digital afirmaba que 140 islamistas relacionados y/o con los partidos independentistas catalanes CUP y ERC habían partido o colaboraban de alguna manera con el Estado Islámico (ISIS) también conocido como DAESH.

Sin embargo, fuentes de la Dirección General de la Policía y la Comisaría General de Información aseguran a Público que “la información es completamente falsa. Ya nos gustaría tener tan controlados a esos 140 yihadistas”. A pesar de esto, la información apela a otras dos vinculaciones más a través de la Fundación Nous Catalans –vinculada a Convergencia-, que ayudaría a la captación de inmigrantes fundamentalistas para apoyar en el proceso independentista, según el propio ministro del Interior; y a las ayudas aportadas a algunas mezquitas por el vicepresidente de la Generalitat Oriol Junqueras durante su etapa de alcalde y que ascenderían a 3.000 euros.

La noticia está firmada, además, por la hija del comisario general de Información, Enrique Barón. Este alto mando de la Policía tuvo que ir a declarar hace un mes a la comisión de corrupción de la Comunidad de Madrid por haber sido Director de Seguridad del gobierno de Esperanza Aguirre en la época del espionaje a rivales dentro del Partido Popular de Madrid. Este mando policial, según diferentes testimonios, ofrecía a los dirigentes populares los trabajos de dos importantes comisarios para solventar sus problemas con la justicia. Nada más entrar el PP en el gobierno, en 2011, abandonó ese cargo para ostentar uno de los más importantes en la Policía y se le ha vinculado con la operación orquestada en 2012 para atacar el independentismo catalán mediante informes falsos a “alegales” contra los Pujol, Trías o Artur Más.

"Es completamente inverosímil"

Aunque la información no termina de definir si estos 140 extremistas pertenecen a la CUP o a ERC, su veracidad se apuntala vinculando Oriol Junqueras de (ERC) y a la Fundación Nous Catalans, relacionada con el Convergencia, con la captación de inmigrantes.

Según las fuentes policiales consultadas, la información entraría dentro de la estrategia que desde 2012 preconiza el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, intentando relacionar el soberanismo con los terroristas yihadistas. El año pasado, sin ir más lejos, Jorge Fernández Díaz afirmó respecto a la Fundación Nous Catalans que utilizaba el "proselitismo con determinadas personas para incrementar la causa del independentismo". Y aseguró que dicha fundación, "en lugar de colaborar en una integración normal en el seno de nuestra comunidad, aquella fundación quería hacer un poco esto de 'nosotros solos', y hacerlo así no era demasiado prudente".

“Estás afirmaciones del ministro del Interior o estas sospechosas noticias lo que hacen es incentivar la desconfianza, que es el germen del odio”

Según Esteban Ibarra, presidente del Movimiento contra la Intolerancia (MCI) y dedicado a combatir los extremismos ya sean de derechas, izquierdas o fundamentalistas, asegura que “es completamente inverosímil que 140 islamistas hayan podido salir de las filas de ERC o la CUP porque son completamente antagónicos. E intentar vincular los gobiernos de la Generalitat con incentivar el fundamentalismo a cambio de votos es completamente falso. El trabajo de integración es muy complicado y si en nuestro trabajo en Catalunya hubiéramos detectado esto lo habríamos denunciado. Nosotros nos enfrentamos con la extrema derecha, la extrema izquierda y el fundamentalismo religioso y si esto se hubiera dado lo habríamos denunciado porque trabajamos sobre el terreno”.

Ibarra añade además que “estás afirmaciones del ministro del Interior o estas sospechosas noticias, presuntamente dirigidas desde la policía, lo que hacen es incentivar la desconfianza, que es el germen del odio”.

Precedentes


Precisamente la autora de la información es la hija del comisario general de Información, Enrique Barón. Para los policías consultados, “si fuera cierto, que no lo es, resulta evidente que es poco ético que siendo la materia sobre la que este comisario investiga y tiene la obligación de guardar secreto sea su propia hija quien la difunda”.

Hace unos años, cuando ella todavía estaba en la universidad, ya fue “escandaloso que enrique Barón metiera a su hija en una operación policial para que ella pudiera hacer un reportaje en la revista de la facultad en el que la noticia era que iba ‘empotrada’ con la policía durante un despliegue importante”, exponen estas fuentes.

Más noticias en Política y Sociedad