Público
Público

La mayoría conservadora impone su rodillo en el poder judicial

El presidente del CGPJ, Carlos Lesmes, ha impedido que el pleno renueve sus comisiones, en especial la poderosa Permanente desde donde gobierna. La minoría progresista le acusa de incumplir "flagrantemente y sin sonrojo" la Ley.

Publicidad
Media: 2.60
Votos: 10

Pleno del Consejo General del Poder Judicial celebrado este jueves, con la incorporación de José María Macías como nuevo vocal. EFE

Madrid.- Carlos Lesmes, presidente del Consejo General del Poder Judicial, ha impuesto este jueves su rodillo y ha confirmado a su 'núcleo duro' al frente de poderosa comisión desde donde controla los órganos de la administración de Justicia, la comisión permanente.

La renovación de las Comisiones ha sido rechazada y, en su lugar, se ha votado que permanezcan en estos órganos los mismos integrantes que existen en la actualidad. El resultado ha salido por trece votos frente a siete del pleno del Consejo.

El rodillo está formado por los vocales nombrados a instancia del PP, así como por los vocales Álvado Cuesta y Mar Cabrejas, ambos nombrados a propuesta del PSOE pero que forman parte del núcleo de confianza de Lesmes en la Permanente.

La minoría progresista ha difundido un comunicado en el que acusan a la mayoría de incumplir "flagrantemente y sin sonrojo el espíritu y la letra" de la Ley Orgánica del Poder Judicial que contempla la rotación anual de sus miembros.

La minoría está formada por siete vocales progresistas: Roser Bach, Victoria Cinto, Clara Martínez de Careaga, Rafael Mozo, Pilar Sepúlveda y Concepción Sáez, todos ellos nombrados por el Parlamento a propuesta del PSOE excepto Sáez, que lo fue por IU. En la votación les ha secundado el vocal Enrique Lucas, quien fue propuesto por el PNV.

La Ley establece la renovación anual de los integrantes de las comisiones, en especial de la Permanente que es desde donde Lesmes ejerce su poder presidencial para así controlar los órganos de gobierno de la Justicia.

En concreto, el preámbulo consagra la rotación anual entre los componentes de las distintas comisiones, pero en su articulado la ley dice que "se procurará" la renovación anual.

El sector crítico recuerda que la "no renovación" contraviene "abiertamente el mandato legal contenido en el artículo 601 de la LOPJ que de manera imperativa impone su renovación anual para garantizar tanto la efectiva participación de todos sus miembros en el ejercicio del gobierno como la pluralidad del órgano".

Este precepto establece que el Pleno "elegirá anualmente a los Vocales integrantes de la Comisión Permanente", el único cuyos miembros tienen dedicación exclusiva y a través del cual Lesmes ejercer todo su poder.

"El mantenimiento de dicha Comisión con la misma composición una vez transcurrido un año desde su nombramiento, además de contravenir de forma clara lo dispuesto legalmente, sortea sin sonrojo la letra y el espíritu de una Ley que dejó claramente establecido que el nuevo modelo de Consejo no debía ser presidencialista y que la participación de todos los vocales en la Comisión Permanente quedaría asegurada por su renovación anual", añaden los vocales críticos.

Todos ellos habían remitido una carta a Lesmes en diciembre, cuando el presidente del Consejo aplazó este punto del orden del día con el fin de alcanzar un consenso. Consenso que no se ha producido, a la vista de la votación final.

El único cambio que ha existido ha sido la entrada en la Permanente de la vocal Nuria Abad. Sustituye a Mercé Pigem, de CiU, quien dimitió el pasado diciembre después de ser descubierta entrando en la frontera de Andorra con 10.000 euros junto a su hermana. Aunque no supuso ninguna infracción administrativa, porque la cuantía estaba en el límite de lo permitido, Lesmes presionó a Pigem para que dimitiera, lo que finalmente logró tras una tensa reunión en su despacho.

Los críticos califican esta dimisión de "renuncia forzada" y expresan su "preocupación por el hecho de que la exigencia por parte de los vocales progresistas del cumplimiento de la Ley", haya podido ser el origen de "que se hayan anulado las posibilidades de nombramiento de candidatos para determinados cargos judiciales defendidos por este grupo en el Pleno".​

Nuevos presidentes de TSJ de Murcia y Cantabria

El otro cambio ha sido la incorporación al Pleno del sustituto de Pigem que fue votado en 2013 dentro de la lista del Senado por el turno de juristas: José María Macías, el nuevo vocal, se ha integrado en la Comisión de Asuntos Económicos.

El Pleno continúa reunido en este momento. Acaba de aprobar el nombramiento de los magistrados Miguel Pascual del Riquelme y José Luis López del Moral como nuevos presidentes respectivos del Tribunal Superior de Murcia y de Cantabria. 

Además, ha reelegido a Antonio José Terrasa como presidente del Tribunal Superior de Justicia de Illes Balears.

También ha reelegido a la magistrada Lourdes Molina Romero para un nuevo mandato como presidenta de la Audiencia Provincial de Almería, cargo en el que permanece desde 2009.

Más noticias en Política y Sociedad