Público
Público

PSOE y Podemos Malestar en Podemos por la oferta del PSOE: un "programa electoral" que ignora sus propuestas

El partido morado critica que los socialistas mandaron antes a la prensa que al partido el documento programático: "Demuestra que buscan una investidura fallida para presionar". También apuntan que no incorpora casi ninguna de las propuestas del grupo confederal. 

Pedro Sánchez y Pablo Iglesias en una imagen de archivo - EFE

El PSOE ha lanzado una propuesta esta mañana sobre un pacto programático para que Unidas Podemos apoye la investidura de Pedro Sánchez. Sin embargo, y más allá de que esta oferta no cumple con la exigencia de formar una coalición, en el partido morado no la ven con buenos porque ni siquiera le han enviado el documento y porque no incorpora casi ninguna de las propuestas del grupo confederal.

En partido morado esperaba algún gesto ante la reunión del presidente en funciones con Pablo Iglesias, pero no ha sido así: "Es como el programa electoral del PSOE. No incorpora casi ninguna de nuestras propuestas", indican fuentes de la dirección de la formación a Público.

También recriminan a los socialistas que pasen a la prensa la propuesta antes que al partido: "En 2016 el PSOE acusó a Podemos de que en una negociación seria no se hacen las propuestas primero a los medios de comunicación. Es lo que han hecho esta mañana, lo cual sigue demostrando que buscan una investidura fallida en julio".

Para el entorno de Iglesias esto es una muestra más de que los socialistas quieren ir a una investidura fallida "para presionar al resto". En el partido morado insisten en que el "plan A" de Sánchez es formar un gobierno monocolor para llegar a acuerdos con la derecha en lo económico y pactar con ellos reformas sociales. 

En 2016 el PSOE fue muy crítico con Unidas Podemos por informar de sus condiciones para llegar a un acuerdo de gobierno a través de la prensa. En esta ocasión el grupo confederal ha sido discreto y ha evitado ir dando grandes pasos ante los medios. En varias ocasiones también han rechazado contestar a los mensajes que los dirigentes socialistas han lanzado a través de los medios de comunicación: "Las negociaciones las llevaremos con discreción", avisaron ya la misma noche electoral del 28-A. 

Sin embargo, el malestar entre la formación morada ha ido creciendo a lo largo de las semanas. La desconfianza entre los dirigentes de cada partido es creciente y en Unidas Podemos critican que han filtrado en dos ocasiones las reuniones de ambos líderes a la prensa. También recriminan a los socialistas que lancen mensajes que no son ciertos. Un ejemplo de esto se dio cuando el PSOE informó  a los medios que Iglesias había avisado a Sánchez que votarían en contra de su investidura si no hay coalición. Una declaración que nunca confirmaron en el grupo confederal ya que siempre alegan que la decisión la tendrá la militancia de la formación. 

Podemos cree que ya han cedido ante las "excusas" 

A día de hoy Unidas Podemos no está dispuesta a pasar por el aro y siguen pensando que el PSOE intentará negociar con ellos una coalición cuando tengan claro que las derechas no van a torcer su brazo. El 'no' claro de Pablo Casado y Albert Rivera para facilitar una investidura deja a los socialistas en una encrucijada: aunque no quieran una coalición, no tienen apoyos para investir al presidente en funciones. Y, una repetición electoral, podría hacer que perdieran el gobierno o que se encontraran en la misma situación que ahora. 

Además, Iglesias destacó esta mañana que por su parte ya han "cedido" suficiente. "Lo primero que nos dijeron es que harían una coalición si eso garantizara que la investidura sale adelante, pero si hay una coalición con el resto de grupos de la Cámara no vamos a sumar. Entonces dijimos: vamos a probar a ver si sale el gobierno de coalición y, si no sale, nosotros revisamos nuestra posición", explicó Iglesias durante la conferencia en El Escorial. Además, ante este argumento ERC y PNV ya explicaron que no se opondrían a una coalición.

"Ni siquiera aspiramos a que se cumpla un 80% de nuestro programa"
La segunda cesión a la que hace referencia tiene que ver con el programa: "En el acuerdo de Pedro Sánchez y Albert Rivera había un 80% del programa de Ciudadanos. Nosotros ni siquiera aspiramos a que un 80% de nuestro programa se realice. Hemos planteado exclusivamente que artículos de la Constitución Española se quedan en papel mojado se empiecen a cumplir".

Y, en tercer lugar, destaca la cesión sobre la posición del grupo confederal ante la situación en Catalunya. Además de renunciar a pedir un referéndum pactado, Iglesias insiste en que "no va a haber líneas rojas" y que el liderazgo sobre esta cuestión caerá sobre los socialistas. "No hemos parado de ceder. Ahora creo que debería haber honestidad", consideró Iglesias.

Más noticias