Público
Público

Una mayoría del Congreso aprueba los impuestos a la banca, las energéticas y los ricos

Los partidos progresistas del bloque de la investidura han ratificado su apoyo a los tres nuevos gravámenes, una vez incluidas algunas enmiendas al texto. PP, Ciudadanos y Vox rechazan los impuestos. 

María Jesús Montero
La ministra de Hacienda y Función Pública, María Jesús Montero, durante la última jornada de debate y votación de los presupuestos en el pleno del Congreso, este jueves. EFE/ Kiko Huesca

El debate de la proposición de ley para crear los nuevos impuestos a la banca, a las energéticas y a las grandes fortunas le ha dado otra victoria al Gobierno de coalición. Los partidos progresistas del bloque de la investidura han ratificado su apoyo a los tres nuevos gravámenes, una vez incluidas algunas enmiendas al texto. El de este jueves era el trámite definitivo en el Congreso y ahora la ley irá al Senado para su aprobación.

La ley ha salido adelante con 186 votos a favor, 152 en contra y 10 abstenciones. PSOE, Unidas Podemos, ERC, Bildu, Junts, Más País-Equo, Compromís, CC, la CUP y BNG han votado "sí". PP, Cs, Vox y Foro Asturias han votado en contra mientras que PNV y PDECat se han abstenido. 

Serán impuestos temporales, por dos años, y cumplido ese plazo se estudiará la posibilidad de que puedan ser permanentes. Sobre el gravamen a los ricos gravamen a los ricos el impuesto será del 1,7% para los patrimonios de entre 3 y 5,3 millones de euros; del 2,1% para los patrimonios entre 5,3 y 10,6 millones, y del 3,5% para aquellos patrimonios superiores a 10,6 millones de euros.

El impuesto a la banca es el que ha sufrido más modificaciones en las últimas semanas y, tras un acuerdo entre el Gobierno y el PNV, el tributo solo afectará a la actividad que los bancos desarrollen en España. Esto ha rebajado a la mitad las previsiones de recaudación: de los 4.000 millones iniciales a 2.000 millones. 

PSOE y Unidas Podemos, impulsores de la proposición de ley, defendieron este jueves en el Congreso un paquete fiscal del que la coalición ha hecho bandera política. "Mi grupo parlamentario tuvo y tiene mucha prisa para asegurar que aquellos que se está beneficiando de una situación general calamitosa compensen y paguen a sus conciudadanos", dijo el diputado de UP, Txema Guijarro, sacudiéndose de las críticas de la derecha por la rapidez con la que se ha hecho el tramite legislativo para que la norma entrase en vigor el 1 de enero de 2023. 

"Hoy es un buen día para España", celebró por su parte el diputado socialista Pedro Casares, lanzándole una pregunta a la bancada popular: "¿De verdad le van a decir a las familias que tienen dificultades para llegar a fin de mes que no es momento para que las grandes corporaciones hagan un esfuerzo extraordinario?". 

La derecha en contra y votación por llamamiento

PP, Vox y Ciudadanos han enmendado de pleno el texto para gravar a las energéticas, bancos y grandes fortunas, al que han tildado de "antieuropeo". EH Bildu, Más País y Compromís han forzado una votación por llamamiento para retratar al bloque de la derecha. "Si nosotros hemos pedido el voto por llamamiento es porque esta sí es una prueba de patriotismo", aseguró Íñigo Errejón.

Más noticias