Público
Público

Pablo Iglesias, dispuesto a asumir la portavocía de Podemos para "ganar al PP" en las generales

PÚBLICO

El eurodiputado Pablo Iglesias ha asegurado que podría estar dispuesto a asumir la "portavocía nacional" de Podemos con el objetivo de "ganar al PP" y gobernar España para construir "un país un poquito mejor".


"Me toca asumir la portavocía nacional, estoy dispuesto ahora", ha dicho Iglesias durante una entrevista concedida a Risto Mejide para el programa de Cuatro Viajando con Chester. El eurodiputado ha matizado que asumiría el cargo de secretario general de Podemos siempre que así lo decida la Asamblea Ciudadana que decidirá la estructura de la formación.

"Creo que me toca asumir la portavocía general, pero para que eso ocurra me tienen que votar", dijo Iglesias, quien no fue claro sobre su candidatura a las elecciones generales. "Habrá que discutirlo y habrá que verlo. En política, es bueno no enseñar todas las cartas", añadió. "No vamos a enseñar las cartas y vamos a dejar que la gente discuta".

En todo caso, dejó claro que, tras los resultados de las pasadas europeas, "no estoy aquí para tomar botellas de champán con los colegas. Vamos a intentar cambiar el país y para eso tenemos que sumar a toda la gente al cambio. No nos podemos conformar con cinco eurodiputados".

El dirigente político ha repasado sus propuestas, como la auditoría de la deuda. "No es no pagar. Hablamos de hacer una reestructuración de la deuda. Eso consiste en hacer una auditoría [...] para ver qué parte tenemos que pagar los ciudadanos y qué parte [...] los que se han estado enriqueciendo de manera ilícita. Entonces se establece una quita y se explica a los acreedores de la deuda que es imposible salir de una crisis económica empobreciendo a la gente".

En cuanto a la renta básica, señaló: "Nuestros economistas, que tienen los pies en la tierra, dicen que simplemente con hacer una reforma fiscal para ponernos al nivel de la media europea tenemos dinero para financiarla". Es decir, más impuestos a los ricos. "Es una cosa de sentido común, de responsabilidad de Estado [...]. Soy de izquierdas, pero lo que propongo es de sentido común".

Su discurso se ha centrado también en criticar a las grandes empresas, diferenciándolas de las pymes y de la clase media. "Resulta que los banqueros en este país, si gobierna el PP o gobierna el PSOE, están encantados, pero como a la gente se le ocurra votar a Podemos, el señor Emilio Botín está preocupadísimo".

Además, ha criticado las relaciones entre políticos y poder económico: "Los propietarios de los bancos deberían entender que por delante de su derecho a enriquecerse están los derechos de los ciudadanos. Y en este país el comportamiento del sistema financiero ha servido para que a muchas familias las echen de sus casas", añadió Iglesias, que volvió a cargar contra la puerta giratoria y los atajos para enriquecerse.

"Los grandes empresarios de este país han ganado dinero, salvo pequeñísimas excepciones, por estar cerca del poder y por concesiones administrativas", insistió el eurodiputado, que aludió a las críticas al programa económico de la formación. "Como somos imparables, ahora se dice de nosotros que somos capaces de señalar los problemas, pero que somos incapaces de señalar las soluciones; que nuestro programa económico es inviable [...], pero eso no es verdad. Decimos cosas muy sencillas que se han probado en muchos sitios".

Iglesias ha defendido los procesos de "recuperación soberana" en países de América Latina como Ecuador o Venezuela. De este último, ha dicho que "lo han presentado como si fuera una dictadura" y ha elogiado los pasos dados para facilitar el acceso al voto o incrementar el número de universidades. No obstante, ha calificado de "escandaloso" el nivel de corrupción en Venezuela.

"Se han hecho cosas que son reconocidas internacionalmente como positivas. Hay otras cosas que no me gustan y un estilo político a la hora de debatir que no me gusta. Pero ¿decir que Venezuela es una dictadura al tiempo que hacemos negocios con dictaduras sangrientas? Es una doble moral inaceptable", dijo. 

Iglesias también criticó los cambios en el estilo político del PSOE, en referencia a la presencia mediática de Pedro Sánchez. "A mí me parece bien que Pedro llame a Sálvame o que se vistan de otra forma... pero no basta", subrayó. "Está claro que los partidos grandes han entendido lo que significa la comunicación. Han cambiado de asesores, están probando cosas nuevas y visten de otra manera", señaló Iglesias, que defendió la autenticidad de su partido. "Nosotros tenemos una cosa que muchos critican, eso de que somos ciudadanos metidos en política o que no tenemos experiencia. Pues esa es la prueba de que somos de verdad".

Preguntado por si es necesario estar cabreado para hacer política, respondió que no. "Como me dan tanta caña, a veces tengo que ponerme a la defensiva [...]. En televisión me llevo unos palos tremendos, tengo que estar en guardia. A muchas mujeres les pasa que entran en un bar y tienen a ocho babosos rodeándolas permanentemente, y no eres borde pero tienes que defenderte", manifestó Iglesias, quien recordó que "la izquierda muchas veces ha despreciado los programas de televisión que ve mucha gente", cuando ese medio "configura la manera en la que la gente piensa".


http://www.quoners.es/debate/ves-a-pablo-iglesias-como-presidente-del-gobierno