Público
Público

Pleno de investidura Iglesias asegura que no apoyarán un Govern de Junqueras: "ERC decidió ponerse de acuerdo con Junts per Catalunya"

El líder de Podemos afirma que Carles Puigdemont no puede ser presidente a distancia, y sostiene que la fuerza en la que se integra su partido en Catalunya, Catalunya en Comú Podem, se abstendrá en la votación que dirimirá si la nueva Mesa del Parlament queda en manos de independentistas o "constitucionalistas". "No vamos a apoyar ni a unos ni a otros".

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Pablo Iglesias acompañado por Pablo Echenique (i), Irene Montero y Juan Manuel del Olmo (d), durante el Consejo Ciudadano de Podemos. EFE/ J.J.Guillen

Oriol Junqueras, cabeza de lista de la tercera formación con mayor representación en el nuevo Parlament, no contará con el respaldo de Catalunya en Comú-Podem, la candidatura de 'Los Comunes' y Podem, en caso de que el líder de ERC se postule finalmente para encabezar el nuevo Govern.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha afirmado este martes que la candidatura de la que forman parte, que obtuvo 8 escaños en las elecciones del 21-D, habría apostado por un acuerdo de gobierno "entre progresistas" -ERC, PSC y ellos mismos-, y por tanto no respaldarán a quienes se han alineado con Junts per Catalunya, la lista de Carles Puigdemont -la segunda más votada-. "ERC decidió ponerse de acuerdo con Junts per Catalunya, y el PSC con Ciudadanos", criticaba el líder de Podemos en entrevista en 'Informativos Telecinco', el espacio conducido por Pedro Piqueras.

Del mismo modo, y tras recordar que la candidatura de Xavier Domènech tampoco apoyará a Puigdemont, Iglesias ha rechazado que el expresident pueda finalmente ser investido si permanece en Bruselas, horas después de que se conociera el acuerdo entre ERC y Junts per Catalunya para jugar esta carta. "No parece sensato que alguien desde Bruselas pueda ser presidente de la Generalitat de Catalunya", sentenciaba.

El líder de Podemos ha añadido que Catalunya en Comú Podem tampoco respaldará a los candidatos propuestos por los bloques enfrentados -independentistas y "constitucionalistas"- para presidir la Mesa, el órgano de gobierno del Parlament, y ha insistido en que los suyos apostaban por "una Mesa plural, de representantes políticos de formaciones distintas". "Lo he hablado con Domènech y no vamos a apoyar ni a unos ni a otros", apuntaba.

Además, siguiendo la línea adoptada durante la campaña, Iglesias ha criticado el "aburrimiento" que genera en la ciudadanía el eterno bucle del 'Procès', y ha insistido en la importancia de volver a situar el foco en los derechos sociales, en los recortes, la desigualdad o la corrupción del PP, una "formación política de delincuentes".

En este marco, y frente al "circo de los señores de Tabarnia", -circo que "permite que los corruptos de siempre sigan mandando"-, el líder morado ha reconocido el "mal resultado" obtenido por su formación el 21-D -que achaca a que no han sabido comunicar su postura, especialmente en relación con el referéndum pactado-.

También ha incidido en que Podemos demuestra en los ayuntamientos que gobierna en toda España que puede ser una alternativa sólida al PP, aunque para echar a Mariano Rajoy requiera del apoyo del PSOE, y el partido de Pedro Sánchez no está hoy por la labor de impulsar o secundar una moción de censura. "La palabra que rima con PSOE es decepción", decía Iglesias, que también tenía palabras para restar importancia a las malas perspectivas que los sondeos atribuyen a su formación. "Lo que nosotros hemos conseguido en cuatro años no lo ha conseguido ninguna fuerza política en Europa"; "Nos han querido matar y enterrar unas seis o siete veces, y aquí seguimos", zanjaba.

Más noticias en Política y Sociedad