Público
Público

El PSOE comienza la negociación para la investidura con Izquierda Unida y Coalición Canaria

Antonio Hernando admite que Pedro Sánchez es consciente de la "enorme dificultad" del proceso y recuerda al resto de partidos que "no es el momento de las palabras gruesas ni de las descalificaciones, ni mucho menos de los vetos".

Publicidad
Media: 3.40
Votos: 5

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez (i), acompañado por el portavoz parlamentario, Antonio Hernando. /EFE

MADRID.- El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, inicia este miércoles en el Congreso su ronda de conversaciones para intentar formar gobierno reuniéndose con los representantes de IU y de Coalición Canaria (CC), Nueva Canarias y con Compromís. De este modo, Sánchez se implicará personalmente en el primer contacto con todos los grupos políticos.

En una reunión con el grupo parlamentario socialista, Sánchez ha confirmado su agenda para los próximos días: el jueves se reunirá con el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, y el viernes lo hará con el de Podemos, Pablo Iglesias.

"Intentaremos que hasta el sábado por la mañana tengamos ya cubiertas las reuniones con fuerzas parlamentarias que consideramos que pueden apoyarnos en la investidura y para formar gobierno de progreso y estable", ha afirmado el líder del PSOE en la reunión con los diputados y senadores de su partido en el Congreso.

En su ronda de contactos, Sánchez no ha mencionado ni al PP, ni al PNV, ni a ERC, ni a Democràcia i Llibertat.

El líder socialista ya avanzó el martes, después de que el Rey le encargase que intente formar gobierno, que su intención es hablar con todos los grupos parlamentarios. En declaraciones a la Cadena Ser, Antonio Hernando, ha precisado que el lugar que les parece más adecuado para negociar es el Congreso, que es "neutral, por ser de todos". Además, ha asegurado que las reuniones se celebrarán "con la máxima transparencia", anunciándolas e informando después, aunque ha dejado claro que "no se pueden retransmitir en streaming", como inicialmente pidió el líder de Podemos, Pablo Iglesias.

A Iglesias, que anoche acusó al PSOE de "hipócrita" por decir que pretende negociar tanto con Podemos como con Ciudadanos, Hernando le ha respondido que "no es el momento de las palabras gruesas ni de las descalificaciones, ni mucho menos de los vetos". "Nosotros no vamos a plantear vetos a nadie pero no vamos a permitir que se nos planteen, sería absolutamente incomprensible, vamos a hablar con el mejor ánimo", ha dicho, recalcando que los españoles esperan que los políticos estén a la altura de miras de la actual encrucijada.

En cuanto a la intención del líder de Ciudadanos, Albert Rivera, de intentar que el PP se abstenga, se ha limitado a decir que Rajoy "sabrá lo que tiene que hacer cuando llegue su momento", aunque ha añadido que "Rajoy ya casi se conjuga en pasado" y que es evidente que su momento quedó atrás. Hernando ha lanzado otras pullas a Mariano Rajoy, al decir que en los próximos días Sánchez "no va a tener la agenda muy libre", como dijo Rajoy de sí mismo hace semanas, y al asumir que las negociaciones para formar gobierno no serían fáciles. "Si fuera fácil habría ido Rajoy", ha dicho.

¿Coalición o acuerdo de investidura?

El dirigente socialista no ha dado pistas de si el PSOE prefiere un acuerdo de investidura o un Gobierno de coalición y ha insistido en que lo primero es conseguir pactar un programa y un proyecto para España. "A los españoles no les importa la composición del Gobierno", ha argumentado.

Hernando ha asegurado que la dirección del PSOE se siente respaldada por todos el partido y por los militantes, y que anoche detectó una "enorme ola de ilusión" de personas que tienen puestas sus esperanzas en el PSOE. Y ha añadido que Sánchez también tiene el respaldo de los barones del partido, aunque no ha podido precisar si alguno le llamó para felicitarle después de que el Rey le encargase formar gobierno.

Más noticias en Política y Sociedad