Público
Público

Sánchez y Feijóo mejoran el tono de la relación PSOE-PP con la reapertura de la negociación del CGPJ

Tanto el Gobierno como el presidente del PP han destacado el tono "cordial" del encuentro. Después de tres años con las conversaciones encalladas, han acordado renovar "rápido" el órgano de Gobierno de los jueces. Ese ha sido el único avance concreto logrado tras tres horas de reunión. 

Sánchez y Feijóo en Moncloa.
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, recibe al nuevo líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, este jueves en el Palacio de la Moncloa en Madrid. EFE/ Chema Moya

Tanto Sánchez como Feijóo han querido dejar claro que el de este jueves ha sido un encuentro "cordial". En los tres últimos años la bronca, la confrontación e incluso la agresividad dialéctica marcaron la relación entre el PSOE y el PP. Con Pablo Casado fuera de juego, Alberto Núñez Feijóo llegaba a Génova dispuesto a iniciar una nueva etapa que moviese al PP hacia un tono más moderado y, tras la reunión mantenida en Moncloa, Pedro Sánchez y Núñez Feijóo han materializado esa mejora de sus relaciones. Tanto es así que en apenas tres horas han desbloqueado la renovación del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), encallada desde 2018.

"Se ha avanzado el ánimo para mantener el diálogo permanente y en el compromiso de tener una relación constante y permanente con el PP", valoró la portavoz del Gobierno, Isabel Rodríguez, al término de una reunión que consideró "positiva, cordial y provechosa". En términos muy parecidos se manifestó pocos minutos antes Feijóo: "La reunión ha sido cordial". "Muy cordial", insistió.

Desde el Palacio de la Moncloa, Feijóo hizo una enmienda al liderazgo de Casado y subrayó que tenía la intención de "llevar a cabo una política seria, responsable, sensata y previsible". El líder del PP asegura que su relación con el Partido Socialista "no entiende de si hay encuentros o desencuentros" porque el tono "no va a variar". Dijo también el presidente de la Xunta de Galicia que su aspiración es que "si no es posible acordar se pueda explicar cual es la posición de cada uno".

Que en el primer encuentro entre los dos principales líderes políticos del país uno de ellos se vea en la necesidad de aclarar todo lo anterior pone en evidencia la forma de hacer oposición radicalmente distinta que el PP ejercía hasta ahora. El nuevo presidente de los populares no quiere hacer suyo el tono de Casado. "No vengo aquí a insultar a Pedro Sánchez", repitió durante las últimas semanas.

Es un hecho que las relaciones se han suavizado y la cordialidad ya ha dado sus primeros frutos porque Sánchez y Feijóo han pactado este jueves "retomar las conversaciones" para renovar el CGPJ. El acuerdo incluyó la fórmula en la que iban a comunicar a la prensa el pacto para que ni populares ni socialistas dieran más información que la que se desprende de "vamos a retomar las conversaciones". "Hoy mismo", aseguró Feijóo.

El mandato del CGPJ está caducado desde el diciembre de 2018. PSOE y PP han amagado con renovar el órgano de gobierno de los jueves en varias ocasiones pero las negociaciones estaban paralizadas. El Partido Popular siempre ha exigido cambiar el sistema de elección y Feijóo no gira el timón aquí: "Hay que ajustar el método de elección actual" y "es necesario que los jueces y magistrados atiendan a los mejores perfiles, acreditados y respetados". El líder del PP no aclara si mantiene la propuesta de Casado de cambiar la ley para que 12 de los 20 vocales del CGPJ sean elegidos por los jueces.

A pesar de que no hay consenso en esto, Sánchez y Feijóo han puesto a sus equipos a trabajar para cerrar los nuevos nombramientos del CGPJ. El presidente del Gobierno quiere que tanto la renovación del órgano de Gobierno de los jueces como la del Tribunal Constitucional (TC) se resuelvan antes del 12 de junio y Feijóo ha asegurado que se hará "rápido".

Lejos del acuerdo en materia económica

Este ha sido el acercamiento más importante entre el presidente del Gobierno y el líder de la oposición. A pesar de que las relaciones mejoran las diferencias siguen siendo grandes, sobre todo en materia impositiva, donde ha sido imposible el acuerdo. Feijóo insiste en pedir rebajas fiscales y Sánchez y su Gobierno no van a ceder, como llevan visibilizando varios días

El líder del Ejecutivo no está por la labor de modificar el Real Decreto ley con el Plan Nacional de respuesta a las consecuencias de la guerra en Ucrania. La falta de entendimiento en este punto es lo que ha llevado a Feijóo a calificar la reunión de "mucho menos fructífera de lo que me hubiese gustado". No obstante, el Gobierno ha dejado una pequeña puerta entreabierta a tramitar las medidas como Proyecto de Ley, algo que permitiría enmiendas. Eso sí, con vistas a que la guerra se alargue y el paquete tenga que llevarse más allá del 30 de junio como está ahora fijado. 

Para ambos, el balance del encuentro ha sido positivo aunque ninguno ha renunciado a los reproches al adversario político. El líder del PP ha criticado que la reunión no contase con un orden del día previo. "Estas reuniones deberían planearse más y mejor", dijo al término de la misma.

Por su parte, el Ejecutivo cuestiona la falta de propuestas y concreción del líder de la oposición. En este sentido, el PSOE fue duro con el dirigente gallego. Lo hizo la vicesecretaria general, Adriana Lastra, en un mensaje publicado en Twitter. "Pues ponte a trabajar, que no has llevado ni un papel, y no has respondido a ninguna de las propuestas que te han hecho. Cambian de gato, pero el cascabel sigue sonando igual", señaló. 

Tampoco se libró Feijóo de algunos reproches por parte de Rodríguez. Especialmente respecto a la lucha contra la violencia de género. El pacto de Estado fue renovado hace escasos meses por todas las fuerzas políticas salvo Vox. La nueva alianza, ya firme, entre la extrema derecha y el PP preocupa especialmente en este punto a Moncloa, a tenor de las palabras de Rodríguez. "Se está poniendo en cuestión con conceptos de la ultraderecha como la violencia intrafamiliar. Esas tesis lo cuestionan, esperamos que Feijoo sea contundente y rechace pasos atrás en este sentido", afirmó. 

La portavoz consideró "elocuente" que Feijóo, en su larga rueda de prensa, no mencionara ni siquiera este punto del documento de Moncloa. "Nos gustaría que no se asumieran tesis que cuestionan este pacto", ha insistido. "¿De qué lado está el señor Feijóo? ¿Del lado de Vox o de la inmensa mayoría de los españoles que sigue combatiendo esta lacra?", se preguntó Rodríguez, refiriéndose indirectamente a Castilla y León, donde Alfonso Fernández Mañueco será investido presidente el próximo lunes en la primera coalición entre el PP y la extrema derecha. 

Más noticias