Público
Público

Senda de déficit PP y Cs se imponen en la Mesa del Congreso para rechazar la tramitación exprés de la ley contra el veto del Senado

La reforma de Ley Estabilidad, que el Gobierno quería sacar adelante para presentar sus Presupuestos para 2019, puede durará cuatro o cinco meses

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Imagen de una reunión de la Mesa del Congreso, presidida por Ana Pastor. E.P.

La Mesa del Congreso ha confirmado este viernes su rechazo a la tramitación exprés de la proposición de ley presentada por el PSOE, Unidos Podemos, Esquerra Republicana (ERC) y Compromís con el fin de cambiar la Ley de Estabilidad Presupuestaria para impedir un veto irreversible del Senado a la senda del déficit.

Los socialistas y el grupo confederal pidieron que esta reforma se tramitase por el procedimiento de urgencia y en lectura única con el fin de que se aprobara cuanto antes y así acelerar las presentación de unos nuevos Presupuestos. Sin embargo, el órgano de gobierno de la Cámara baja, con la mayoría del PP y Ciudadanos, ha rechazado por segunda vez que se tramite por la vía de urgencia y lectura única, al denegar el escrito de reconsideración planteado por el PSOE.

La urgencia, que es competencia de la Mesa, implica acortar los plazos a la mitad, mientras que la lectura única, un trámite que acuerda el Pleno si lo pide la Mesa, permite solventar todos los debates en una semana en el Pleno del Congreso, sin pasar por ponencia ni comisión.

Sin embargo, la reforma de Ley de Estabilidad Presupuestaria se tramitará de forma ordinaria. Será en la Comisión de Hacienda, que preside el diputado socialista Antonio Pradas, pese a que inicialmente el PP y Ciudadanos habían pedido que se hiciera cargo la Comisión de Presupuestos que dirige Francisco De la Torre, de Cs.

El vicepresidente primero de la Mesa del Congreso, Ignacio Prendes, de Ciudadanos, ha justificado el rechado a la tramitación en lectura única porque sería un "trágala" a una ley que tiene carácter orgánico y que además afecta al papel de las cámaras legislativas. "Esta ley se debatirá, será sometida al procedimiento de enmiendas como otras leyes", ha dicho tras recordar posteriormente que una tramitación ordinaria se prolonga durante unos 4 o 5 meses.

Por su parte, la vicepresidenta segunda de la Mesa del Congreso, Micaela Navarro, ha confiado en que los grupos parlamentarios sean capaces de ponerse de acuerdo para sacar adelante esta iniciativa cuanto antes.

"Espero y deseo que sea así. Tenemos ejemplos de algunas otras iniciativas no están corriendo esa suerte pero lo espero porque se trata de una ley con la que tendríamos unos Presupuestos Generales del Estado que nos permitirían tener 6.000 millones de euros más para atender la preocupaciones de la ciudadanía.

Más noticias en Política y Sociedad