Público
Público

Sentencia del procés Barcelona se convierte en un clamor masivo contra las condenas del Supremo

Más de medio millón de personas asiste a la manifestación de la tarde, en lo que ha sido el acto más multitudinario de la huelga general convocada por la Intersindical-CSC y la IAC. Durante toda la jornada, sin embargo, ha habido movilizaciones en todo Catalunya por quinto día consecutivo. La presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie, pide a los partidos independentistas articular la unidad de acción estratégica.

Publicidad
Media: 4.29
Votos: 7

Enfrentamientos de la Policía con los manifestantes. EFE / QUIQUE GARCÍA

Hace pocos días seguramente poca gente habría apostado por ello, pero la huelga general de este viernes se ha convertido en la enésima movilización multitudinaria del soberanismo catalán. Directamente se puede decir que la jornada ha sido histórica y ha dejado muchas imágenes inéditas. Una de ellas ha sido la calle Aragó, una de las vías con más tráfico del centro de la ciudad de Barcelona, sin coches, mientras manifestantes venidos de todo el país y movilizados en las Marchas por la Libertad avanzaban hacia los Jardinets de Gràcia para participar en la manifestación de la tarde. Una manifestación que se ha convertido casi en una concentración, dado que la elevada asistencia -525.000 personas, según datos de la Guardia Urbana, la Intersindical-CSC, una de las convocantes, la ha elevado a 750.000- ha impedido moverse con facilidad y el paseo de Gracia se ha visto lleno hasta la bandera y rápidamente desbordado, con muchos manifestantes ocupando las calles laterales.

La manifestación de la tarde de Barcelona ha sido el acto más multitudinario de una jornada que, en cambio, a nivel laboral ha tenido un seguimiento desigual. Durante todo el día ha habido afectaciones, como cortes en más de una decena de carreteras, como la A-2, la AP-7 o la N-340, como consecuencia de las acciones de la huelga y de la tercera y última jornada de las Marchas por la Libertad. Organizadas por Òmnium Cultural y la ANC -y también con el apoyo explícito de los CDR-, han confluido hoy en Barcelona, formadas ya por decenas y decenas de miles de personas, después de ir sumando a gente en cada municipio donde llegaban.

Además, durante la mañana también ha habido manifestaciones masivas, que han reunido 60.000 personas en Girona -ha sido una de las movilizaciones más grandes en la historia de la ciudad-, unas 14.000 en Barcelona -que ha congregado básicamente estudiantes- , 10.000 en Reus, unas 5.000 en Tarragona y casi 6.000 en Lleida, entre otros. En cualquier caso, Catalunya ha sumado el quinto día consecutivo de protesta contra la sentencia del Supremo.

En cuanto al impacto, según los datos del Departament de Trabajo, Asuntos Sociales y Familia de la Generalitat, la huelga, convocada por Intersindical CSC y la IAC, ha contado con un seguimiento amplio en universidades y enseñanza pública, del 90 y el 42,5%, respectivamente, y el comercio, entre el 60 y el 80% dependiendo del territorio. En el transporte de viajeros el seguimiento ha sido de un 36% en el Metro, un 16,75% en Ferrocarrils de la Generalitat (FGC), un 10% en el Tramvia y un 9,75% en los autobuses, y la caída en la cifra de pasajeros se ha dejado notar de forma clara: hasta un 50% menos en el metro, un 47,6% en los FGC y un 40% en el Tram.

En el sector servicios han cerrado el 40% de empresas y el 83,8% de los trabajadores no ha ido a trabajar

El seguimiento en Renfe ha sido muy bajo, de un 0,94%. La compañía no ha facilitado datos de pasajeros. Según la patronal PIMEC, en la industria han cerrado el 30% de empresas y el 68% de los trabajadores no ha ido a trabajar por adhesión a la huelga o por pacto con la empresa. En el sector servicios han cerrado el 40% de empresas y el 83,8% de los trabajadores no ha ido a trabajar por adhesión a la huelga o por pacto con la empresa. El seguimiento de la huelga entre los funcionarios ha sido del 35%.

La manifestación en el centro de Barcelona de la tarde ha sido reivindicativa y pacífica, con familias y asistentes de todas las edades. Muchos manifestantes han aprovechado la presencia de los tractores venidos de las zonas de interior para fotografiarse con ellos. Entre las banderas estelades, carteles pidiendo la libertad de los presos, denunciando la respuesta de España al movimiento independentista o el silencio institucional de la Unión Europea. En los laterales del ambiente ya era otro. El paso por las calles adyacentes a la Delegación del Gobierno estaban completamente cerrados al paso de peatones por vallas, vigilados por agentes de la Brigada Móvil de los Mossos y, tras él, o a su lado, de la Unidad de Intervención Policial (UIP) de la Policía Nacional. De vez en cuando, algún manifestante increpaba a los policías: «Hijos de puta!», «Ocupantes!», «No os da vergüenza?», «Marchaos de aquí!», «Aquí no pintáis nada!».

La ANC pide a los partidos una nueva DUI

En el centro del Paseo de Gracia los ponentes se iban sucediendo en el escenario para leer sus intervenciones. El vicepresidente de Òmnium, Marcel Mauri, ha leído una carta del presidente de la entidad, Jordi Cuixart -condenado a casi diez años de cárcel-, en la que ha defendido que “el derecho a huelga se gana haciendo huelga, el derecho de protesta se gana protestando y el derecho de voto se gana votando”. “Los presos políticos no somos la visualización de ninguna derrota, sino un paso más hacia la victoria”, reivindica Cuixart en su carta, que ha sido recibida entre aplausos.

“Hoy hemos aprendido que la amenaza de la cárcel nunca más será un tope a las aspiraciones democráticas de la sociedad catalana”, ha seguido, “querían que os quedarais en casa, que cogiéramos miedo, porque lo que les molesta no es nuestra lucha no violenta ni la desobediencia civil: les molesta nuestra simple existencia”.

La presidenta de la Assemblea Nacional Catalana (ANC), Elisenda Paluzie, ha pedido a su vez a los partidos políticos prepararse “para defender y sostener una declaración de independencia” si “el estado no escucha el clamor de la gente”. "La gente estaremos para defenderla desde la lucha no violenta", ha añadido. Se ha mostrado crítica con los partidos avisándoles de que "nos importa muy poco cuántos diputados sacará cada partido".

Paluzie también ha destacado como la jornada hoy se han "llenado las calles de dignidad colectiva" y de manera "popular, pacífica y democrática", demostrando que se ha "contestado la sentencia con movilización popular". "Pero debe retomar también nuestra mayoría parlamentaria, con unidad del proyecto colectivo, que pedimos que prioricen", avisó.

La manifestación ha terminado alrededor de las 18:30. Más o menos en el momento en que la atención informativa se ha desplazado en Via Laietana, donde los antidisturbios de la Policía Nacional ya hacía un rato que habían empezado a cargar contra un grupo de manifestantes. La jornada del viernes aún no ha terminado.

Más noticias en Política y Sociedad