Público
Público

Vivienda Adelante Andalucía propone un tope para los precios del alquiler y negocia con PP y Cs mejoras en el plan autonómico de vivienda

La coalición de izquierdas quiere que se pongan en circulación los pisos vacíos, mientras Moreno se aferra a la oferta y  rechaza regular el mercado 

Publicidad
Media: 5
Votos: 4

Inma Nieto y Ana Naranjo, diputadas de Adelante Andalucía, en el Parlamento.

Todo el mundo, todo el que la ha tratado, coincide en afirmar que Inmaculada Nieto tiene un corazón cálido y respetuoso, que es una bella persona. Nieto se estrenaba hoy como portavoz de Adelante Andalucía, tras la retirada de Antonio Maíllo, en una sesión de control al presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno.

Nieto, en su intervención, hizo honor a su trayectoria, a su estilo, y, en una intervención firme en los planteamientos, bien amable, alejada del tono áspero que ha predominado en la Cámara andaluza en los últimos años, le arrancó al presidente una negociación sobre vivienda.

Nieto expuso su idea de que el trabajo parlamentario sea “útil”. “Con respeto mutuo, serenidad y criterio se avanza. Quizás seamos aburridos, pero llegar a puntos de encuentro bien merece el bostezo de la barra brava”, dijo la portavoz de Adelante Andalucía.

Nieto se enfocó en el problema de la vivienda, una de las históricas banderas de su grupo, del que dijo que era “sangrante”, dibujó un escenario de bajos salarios y de rentabilidades importantes en los propietarios y predijo otra “tormenta perfecta, la segunda en diez años”. “El mercado inmobiliario está fuera de control”, proclamó Nieto.

El presidente Moreno se alegró del guante que le lanzó Adelante Andalucía y lo recogió. “Los estilos serenos, reflexivos son aplaudidos por una sociedad cansada de insultos. Valoran la búsqueda de puntos de encuentro desde la discrepancia. Me alegra y agradezco su tono”.

Moreno reconoció la existencia de “un grave problema” y agregó que “hay datos que invitan a actuar”. “Hay. 69.000 demandantes de vivienda en Andalucía -dijo el presidente-. En las capitales, sobre todo Sevilla y Málaga, fruto de la presión turística, se ha ido encareciendo el alquiler. Es residual la vivienda protegida. El 37% de los demandantes tiene 18-35 años. Existe un déficit de viviendas tanto pública como protegida. Estamos. [trabajando] en el plan Vive Andalucía para impulsar las VPO, junto con los ayuntamientos”.

Luego, Moreno expresó su esperanza en el mercado. Y confió en que su anunciada nueva Ley del Suelo ofrezca “más viviendas, más oferta de vivienda”. También apuntó Moreno que hay 37 millones destinados a rehabilitación de edificios y viviendas para "un nuevo uso, especialmente los más jóvenes”.

Nieto replicó con una frase que provocó la sonrisa del presidente: “Nos suena mejor la rehabilitación. No va a ir al infierno de los conservadores si interviene en el mercado. Reino Unido o Austria lo están haciendo”.

Nieto discrepó del presidente: “La ley de la oferta y la demanda no garantiza un techo en Sevilla y Málaga. La turistificación, los precios abusivos del alquiler, provocan más desahucios en pisos hipotecados que en pisos arrendados. Los alquileres han subido 30 veces más que los salarios en el último lustro. Hay que establecer mecanismos correctores. Le respalda el frente judicial. Conoce los pronunciamientos del TC que permiten aplicar la ley de función social de la vivienda. Le presentamos una batería de medidas”, remachó Nieto. “Este es buen tema para empezar a hacerlo ¿Hacemos política, presidente?”, cerró la portavoz de Adelante Andalucía.

Medidas y negociación

Las medidas que propuso Adelante Andalucía fueron las siguientes:

-Elaborar un registro oficial propio que refleje con detalle la situación de la vivienda en Andalucía y sus precios. Ahora mismo solo contamos con los datos de portales inmobiliarios privados.

-Introducir medidas que saquen al mercado el mayor número posible de vivienda vacía y que amplíen la oferta: Bien con incentivos o bien con nuevas tasas punitivas a grandes tenedores por no dar a la vivienda la función residencial que le corresponde.

-Trazar una estrategia de vivienda con los Ayuntamientos.

-Fiscalizar los depósitos de fianzas y dar carácter finalista a los mismos para invertirlos en financiar políticas de vivienda.

-Perseguir sin descanso el fraude y la competencia desleal que provocan los pisos turísticos ilegales.

-Fijar un precio tope al alquiler con parámetros que atiendan a la antigüedad de los inmuebles y la tensión de cada zona.

Moreno le respondió: “Sí, hacemos política. Podemos hacer política. Agradezco las propuestas. Algunas me suenan bien. Desde ahora mismo le encargo a la consejera que se ponga en contacto con ustedes para que juntos podamos hablar y comentar sobre esta situación”. El presidente sí vino a descartar que se regule el precio del alquiler: "La Ley de Arrendamientos Urbanos se pacta libremente desde las partes”, dijo.

Pero se abrió a negociar con Adelante Andalucía.

“Partimos de una situación de mínimos y buscamos un plan a diez años. En definitiva, creo, señora Nieto, dentro de la discrepancia, podemos llegar a acuerdos. Sus propuestas pueden enriquecer el plan. Espero que podamos hacer política en beneficio de los andaluces”, remachó el presidente.

Más noticias en Política y Sociedad