Público
Público

El 8,4% de las 23.689 plazas de profesor convocadas se han quedado sin cubrir

Mientras en Euskadi se han quedado por cubrir el 26,8% de las plazas convocadas, en la Comunidad Valenciana no ha quedado una sola plaza desierta. CCOO ha presentado el 'Informe de inicio de curso. Objetivo: revertir los recortes del PP'.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un examen de oposiciones de maestros. EFE

El 8,4% de las 23.689 plazas de profesor convocadas este 2018 en toda España se han quedado sin cubrir, en concreto 1.984, que se distribuyen de manera desigual en las diferentes comunidades autónomas, según ha denunciado este jueves el sindicato CCOO durante la presentación de su 'Informe de inicio de curso. Objetivo: revertir los recortes del PP'.

Los datos recopilados por CCOO señalan que mientras en Euskadi se han quedado por cubrir el 26,8% de las plazas convocadas, en la Comunidad Valenciana no ha quedado una sola plaza desierta tras cubrirse las 3.000 que fueron convocadas.

"Es un despilfarro y un despropósito", ha criticado el secretario general de la Federación de Enseñanza de CCOO, Francisco García, durante una rueda de prensa celebrada en Madrid, en la que ha cuestionado la evaluación de las oposiciones de este año. "¿La gente que se ha presentado en la Comunidad Valenciana es más capaz? Eso no tiene sentido ninguno, hay gobiernos autonómicos que habrán dado instrucciones restrictivas", ha apuntado.

Después de Euskadi, Navarra es la comunidad con mayor porcentaje de plazas sin cubrir, con un 24%, seguida de la Comunidad de Madrid, donde han quedado desiertas el 20,41% de las plazas convocadas. En el sentido contrario, en La Rioja el porcentaje es apenas del 1,3%.

Casi el 30% de profesores interinos

García ha contrastado estos datos con el porcentaje de profesorado interino en la educación pública española el año pasado, que se situaba en el 29,12%, casi el doble que en 2011, cuando era del 15,44%.

Un incremento que ha atribuido a la crisis y a los recortes del Gobierno de Mariano Rajoy, en concreto a los efectos del Real Decreto Ley 14/2012 de medidas urgentes de racionalización del gasto público en el ámbito educativo, que impuso el aumento de la jornada lectiva de los docentes, el ratio de alumnos por aula y el plazo para sustituir a profesores de baja, entre otras medidas.

El portavoz del sindicato ha exigido al Gobierno de Pedro Sánchez la derogación de estas tres medidas, que siguen vigentes, y también ha reclamado al Ejecutivo socialista que abandere la creación de empleo público en el sector de la enseñanza para acabar con el "incremento imparable e insoportable de la temporalidad" docente.

Además, García ha propuesto un cambio en el sistema de oposiciones "sin eliminatorias" que evalúe con la nota media de todos los exámenes de los candidatos. "No vale el que tenemos, y hay que iniciar una reflexión larga", ha asegurado el secretario general de la Federación de Enseñanza de CCOO.

Los recortes inciden en la educación pública

El informe presentado por CCOO analiza la evolución de la inversión educativa en España desde el año 2009, el primero tras el estallido de la crisis económica, y los efectos de los recortes durante los gobiernos del Partido Popular entre 2011 y 2018.

En ese sentido, el sindicato ha denunciado que desde 2009, mientras la inversión en educación ha sufrido una "caída brutal", los fondos públicos para conciertos y subvenciones como los cheques escolares para centros privados han remontado casi tres puntos porcentuales en este periodo.

"Se trata de una descapitalización de la educación pública en paralelo a un incremento de los conciertos y desgravaciones fiscales a la privada. Es una apuesta descaradamente privatizadora del PP", ha proclamado García.

CCOO también analiza en el informe las "consecuencias" de la Ley Orgánica por la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE), aprobada en solitario por el PP en 2013. El sindicato ha incidido en el artículo 109.2 de la también denominada 'ley Wert', que incluía el concepto de demanda social" en la planificación escolar y ha provocado, en opinión del responsable de enseñanza de CCOO, "un cambio de tendencia en la escolarización" en detrimento de los centros públicos.

Según los datos de escolarización recopilados por CCOO desde 2013, cuando se aprobó la LOMCE, a 2016, los centros públicos han perdido 5.219 alumnos mientras la educación concertada ha ganado 17.650, y la privada no subvencionada 24.967, un 4,9%, especialmente en Educación Infantil y Formación Profesional.

Ante este escenario que el sindicato califica de "privatización encubierta", su responsable de Educación ha reclamado al Gobierno de Pedro Sánchez un "cambio de rumbo en las políticas presupuestarias" y la eliminación de las desgravaciones fiscales para uniformes escolares, enseñanza extraescolar de idiomas o cuotas de escuelas infantiles privadas incluidas en los Presupuestos Generales del Estado de 2018.