Público
Público

Andalucía La campaña andaluza contra el "maltrato" utiliza fotos de modelos extranjeras y no de víctimas de la violencia de género

La iniciativa, en la que la Junta invertirá 1,2 millones de euros provenientes de los fondos del pacto de Estado contra la violencia de género de 2018, ha levantado duras críticas desde los movimientos feministas y desde diversas fuerzas políticas. Organizaciones feministas piden más control previo sobre estos fondos y critican otra campaña iniciada en Madrid.

Publicidad
Media: 3.83
Votos: 12

La campaña andaluza contra la violencia de género utiliza a modelos internacionales sonrientes

No son víctimas de la violencia de género, sino modelos internacionales sacadas de diversos bancos de imágenes que han sido utilizadas en el mundo entero para anunciar, entre otras cosas, planes de seguros o cínicas dentales. La campaña que la Junta de Andalucía lanzó el pasado lunes para luchar contra la violencia de género no deja de levantar ampollas a medida que se conocen más detalles sobre su realización. 

Si bien el mensaje y las imágenes utilizadas levantaron duras criticas por parte de movimientos feministas, de expertas en este tipo de violencias y de la ciudadanía en general que la criticó duramente en redes sociales, ahora se sabe que las imágenes de mujeres sonrientes que acompañan el criticado lema Ella ha sufrido malos tratos. Pero la vida siempre es más fuerte, no son de víctimas de la violencia de género, tal como dio a entender la Consejera de Igualdad de la Junta, Rocío Ruiz en la presentación de la campaña, sino de modelos extranjeras sacadas de agencias de publicidad internacionales.

De hecho, las fotografías de las mujeres sonrientes retratadas en la campaña contra la violencia machista figuran en diversos anuncios de distintos países, alguno de ellos anunciando tratamientos odontológicos asequibles en una clínica de Pennsylvania (EEUU).

En la presentación de la campaña andaluza, que pretende luchar contra la violencia de género que este años se ha cobrado la vida de 37 mujeres y que contabiliza un total de 1.012 asesinadas desde que se comenzaran a contabilizar estos datos en 2003, Ruiz aseguró que con la campaña "se busca dar visibilidad a la mujer superviviente que ha sido víctima de violencia de género con la finalidad de que aquellas que están sufriendo en la actualidad esta violencia, sepan que se puede salir de ella”.

Organizaciones feministas que trabajan con las víctimas de la violencia de género, así como diversas responsables políticas han criticado duramente esta campaña por varios motivos. Por un lado, por no mencionar en absoluto la violencia de género y aguar su mensaje a "malos tratos", como si esta violencia se redujera a acciones puntuales y no a que sus motivos se hunden en una discriminación profunda de las mujeres en la sociedad. Por otro, porque la campaña carga la responsabilidad sobre las propias mujeres y no sobre los maltratadores y por último, por la imagen sonriente de las supuestas víctimas, que no reflejan la cruda realidad de las mujeres que sufren esta violencia.

Más de un millón de euros en su promoción

La Junta de Andalucía ha anunciado que invertirá en esta campaña 1,2 millones de euros y que estos fondos provienen del dinero que le corresponde del pacto de Estado contra la Violencia de Género de 2018. El grueso de este gasto irá destinado a la promoción de la campaña en diversos medios de comunicación, entre los que se incluyen televisiones, radio, prensa, impresa y digital; las redes sociales (Facebook, Instagram, Twitter y Youtube), vallas publicitarias, marquesinas de autobuses, etc. 

Algunas voces han criticado el hecho de que estos fondos se utilicen en una campaña que más que ayudar a las víctimas, es contraproducente, y exigen que exista un mayor control previo a la utilización que de estos fondos hacen  ayuntamientos y comunidades autónomas y que su evaluación no se realice con posterioridad a que los entes locales hayan gastado el dinero que les corresponde por ese pacto . Así lo ha pedido la Plataforma 7N contra las Violencias Machistas este lunes, que en un comunicado critica la campaña andaluza, pero arremete también contra una que ha iniciado la Comunidad de Madrid

"La Comunidad de Madrid con fondos del Pacto ha enviado a los diferentes municipios un abanico de cartulina en el que por un lado reclama '¡Llama!' pero si ya es difícil que se llame al 016, desde la Comunidad insisten en meter también su 012, un teléfono no específico atendido por profesionales con formación específica", explican en el comunicado.

La plataforma critica además que la campaña de Madrid ponga todo el énfasis en la víctima al afirmar: "'NO PERMITAS: aislamiento social, sentimiento de culpa, idealización de la pareja, justificaciones hacia él, dependencia emocional, desánimo e irritabilidad', como si dependiera de ellas poder evitar todas estas situaciones. Igualmente se adjuntan unas recomendaciones para que ellos “no hagan”.

Abanico de la Comunidad de Madrid

Desde fuentes del Ministerio de Igualdad, confirmaron a Público que si bien existen algunos lineamientos generales, son las propias comunidades autónomas las que deciden a qué proyectos y campañas dedican esos fondos. Al final del año, los entes locales están obligados a remitir al Ministerio de Igualdad una relación de los gastos de dichos fondos y es entonces cuando se analiza si ha sido correctamente utilizados. Es decir, la fiscalización de los datos se realiza a posteriori.

Exigen la retirada de la campaña andaluza

Ante la avalancha de críticas hacia la campaña, el presidente de la Junta, el popular Juanma Moreno, ha afirmado en sus redes sociales que es "deleznable utilizar la violencia de género como arma política" para arañar "un puñado de votos" y ha asegurado que su Gobierno "jamás frivolizará con un drama que muchas mujeres sufren en silencio". Muchos opositores políticos y feministas le han reprochado a Moreno que lo que hace la campaña que acaba de lanzar es precisamente eso: frivolizar la violencia hacia las mujeres por el hecho de serlo y le han recordado que la lucha contra las violencias machistas es, en sí, una lucha política. 

La respuesta en redes, tanto a la campaña como a las afirmaciones de Moreno no se han hecho esperar.

El lanzamiento de esta campaña de la Junta de Andalucía coincide con el primer aniversario de la aprobación de la reforma de la ley de violencia de género de dicha comunidad. Esta ley ha sido ampliamente criticada por Vox, que ya durante la campaña electoral andaluza pidió su derogación. Considerada una de las leyes más avanzadas de todo el país para combatir la violencia machista, diversas expertas denuncian que la norma "la han aparcado en un cajón y no la han desarrollado en absoluto", explica a Público Soledad Pérez, diputada por el PSOE en la Junta.

"Este gobierno va como pollo sin cabeza en materia de igualdad de género y totalmente entregado a no despertar ningún miedo en la ultraderacha. Están permanentemente edulcorando el discurso, hasta tal punto que pierde toda su fuerza y el rigor. Lo que está intentando este Gobierno es no pisar ningún callo a sus socios y lo peor es que ni conocen la igualdad de género, ni la consejera tiene ningún compromiso con ella, ni les preocupa lo más mínimo", añade Pérez.

La vista de las críticas hacia la campaña contra la violencia de género, diversas personas exigen la retirada inmediata de la campaña y se han lanzado a enmendarla en las redes sociales, con un enfoque que, aseguran, se asemeja más a la realidad. 

Más noticias en Política y Sociedad