Público
Público

El barco 'Piolín' abandona Barcelona tras casi dos meses alojando a policías

Los agentes de la Guardia Civil y de la Policía Nacional que se queden de refuerzo en Catalunya se alojarán ahora en hoteles y en el barco que amarrará próximamente en el puerto de Barcelona, procedente de Tarragona.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El crucero Moby Dada, más conocido como el 'Piolín', abandonó este jueves el puerto de Barcelona tras casi dos meses alojando a policías. EFE/ Quique García

El barco 'Piolín', que ha servido de alojamiento durante casi dos meses a policías y guardia civiles desplazados a Catalunya por el 1-O, ha abandonado este jueves el puerto de Barcelona, por lo que los agentes se reubicarán en hoteles y en un barco que amarrará en la capital catalana, procedente de Tarragona.

Según ha podido comprobar Efe, el barco 'Piolín', que llegó a Barcelona a mediados de septiembre pasado, ha abandonado pasadas las 11.00 horas el puerto de Barcelona, donde en las próximas horas está previsto que llegue otra embarcación, de menor tamaño, que hasta ahora alojaba en Tarragona a agentes desplazados a Catalunya para reforzar la presencia policial en esta comunidad.

Fuentes policiales han confirmado a Efe que los agentes de la Guardia Civil y de la Policía Nacional que se queden de refuerzo en Catalunya se alojarán ahora en hoteles y en el barco que amarrará próximamente en el puerto de Barcelona, procedente de Tarragona.

Los agentes que se queden en Catalunya se centrarán hasta las elecciones autonómicas del próximo 21D en reforzar la vigilancia de los edificios estatales en Catalunya y también en labores de lucha contra el terrorismo internacional, según las fuentes.

El ministro de Interior, Juan Ignacio Zoido, ha indicado este jueves a los periodistas en Madrid que el barco 'Piolín' "ha pasado a la historia" y "no tiene nada que ver ya ni con ministerio de Interior ni con el alojamiento de esos agentes".

Zoido ha destacado que los efectivos policiales serán reubicados en hoteles, después de evaluar los relevos y descansos que se vienen produciendo, así como la "redistribución" de efectivos, aunque el ministro ha destacado que no hay "ningún repliegue" y que el dispositivo se mantendrá el tiempo que sea necesario.

Más noticias en Política y Sociedad