Público
Público

Brote de listeriosis La Junta conocía desde el 20 de agosto que la empresa de la listeriosis comercializaba los nuevos productos ahora retirados 

Sin embargo, la Consejería de Salud y Familias comunicó durante la noche del miércoles al Ministerio de Sanidad la ampliación de la alerta sanitaria a "todos los productos" de la firma Magrudis.

Un envase vacío de la carne mechada de la marca La Mechá tirada junto a las puertas de la empresa Magrudis. EFE/David Arjona

PÚBLICO

La Junta de Andalucía sabía desde el pasado 20 de agosto que Magrudis, la empresa de cuya carne mechada deriva el brote de listeriosis por el cual están actualmente ingresadas 77 personas en hospitales andaluces, comercializaba varios productos ya retirados que podrían estar contaminados, según ha informado la Cadena Ser.

La Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía comunicó durante la noche del miércoles al Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social la ampliación de la alerta sanitaria por listeriosis a "todos los productos" de la firma Magrudis, después de que hayan muerto tres personas afectadas por tal brote.

En total se han inmovilizado 5.800 kilos de carne de la firma. Entre los artículos se encuentran la marca blanca de carne mechada, Chicharrón Andaluz, Lomo al Jerez, Lomo a la Pimenta, Carne Mechada con Manteca Ibérica y cualquier otro de la firma Magrudis.

De esta forma, un documento con fecha de 20 de agosto y firmado por el director general de Salud Pública y Ordenación Farmacéutica, José María de Torres Medina,  refleja que la Junta ya conocía en esa fecha que Magrudis comercializaba un Chorizo Casero y un Chorizo Ibérico con su marca La Mechá.

Ambos chorizos aparecen en el citado documento –al que ha tenido acceso la Cadena Ser– remitido al Ayuntamiento de Sevilla, donde se recogen todos los productos que la autoridad sanitaria autonómica localizó publicitados en la página web de Magrudis. Así, el Gobierno de Juanma Moreno Bonilla recomendaba "la ampliación de la prohibición de fabricación, comercialización y venta de estos productos". No obstante, la alerta sanitaria no se amplió hasta este miércoles

En este sentido, el consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, expuso que la decisión de ampliar la alerta se tomó tras tener conocimiento de que Magrudis fabricaba "al menos dos productos que no aparecían en los listados facilitados a la Consejería a través del Ayuntamiento de Sevilla". Sin embargo, el documento enviado al Consitorio sevillano demuestra que sí tenían conocimiento.

El Ejecutivo de Juan Espadas, alcalde de Sevilla, también comunicó este miércoles su decisión de denunciar ante la Fiscalía a la firma "por ocultación de datos y falta de colaboración en la investigación que se está llevando a cabo con motivo de la alerta sanitaria por listeria monocytogenes decretada y coordinada desde la Junta de Andalucía".

A tenor de la información publicada por este medio, fuentes del equipo municipal aseguran que desconocían que la empresa también comercializaba dichos productos.

Más noticias de Política y Sociedad