Público
Público
Únete a nosotros

El CIE de Madrid sólo admite a trámite el 0,4% de las solicitudes de asilo de los inmigrantes encerrados 

Según el 'Informe CIE 2015' elaborado por SOS Racismo Madrid las personas que se encuentran internadas en el centro madrileño siguen siendo víctimas de malos tratos y actitudes racistas. 

Publicidad
Media: 1
Votos: 1

CIE de Aluche, Madrid, en una imagen de archivo. EFE

MADRID.- El colectivo SOS Racismo Madrid ha presentado este martes el Informe CIE 2015 titulado Fronteras en los barrios con el que analizan la situación en la que se han encontrado las personas extranjeras encerradas en el CIE de Aluche, Madrid durante el año 2015. En este año, de las 257 personas a las que ha visitado el colectivo, sólo 36 solicitaron asilo y sólo el 0,4% de estas solicitudes fueron admitidas a trámite. 

Esta organización ha denunciado la obstaculización policial que sufren los encerrados para acceder al derecho de asilo. Recriminan al centro que sólo ofrecen un pequeño folio de información "prácticamente ilegible" y no en todos los idiomas sobre cómo solicitar asilo.

En el informe también han cargado contra las malas condiciones y tratos a los que están expuestas las personas apresadas.  SOS Racismo Madrid ha querido hacer especial hincapié en las mujeres que se encuentran en el CIE de Aluche. El 5% de las personas a las que han visitado son mujeres y esto es por la dificultad que han encontrado a la hora de contactar con ellas y porque sólo hay un módulo para mujeres mientras que hay cuatro para hombres.

Apuntan a que esto puede deberse a que la mayoría de las detenciones de personas se producen en espacios públicos y muchas mujeres migrantes "tienden a ser relegadas a nichos de trabajo típicamente feminizados (como los cuidados, limpieza)" los cuales suelen desarrollarse en el ámbito privado y en condiciones precarias. Según el informe esto podría suponer que las mujeres se encontrasen menos expuestas a estas detenciones públicas. Muchas de las mujeres encerradas también son víctimas de trata que se encuentran en redes de extorsión, por lo que en ocasiones prefieren no hablar por miedo a las represalias.

Malos tratos, comportamientos racistas o tratamientos discriminatorios sexistas son algunas de las constantes que han denunciado tras visitar a algunos de los internados. "Me llevaron a un cuarto, me desnudaron entero y me obligaron a hacer sentadillas antes de llevarme al aeropuerto. Me decían 'te vas a ir a tu puto país'", afirmaba Baba, unas de las personas visitadas por SOS Racismo Madrid.

De los casos que han analizado en 2015, el 33,5% de las personas encerradas llevaban más de 6 años en España. Sólo un 15,9% llevaba menos de 3 años. Estos datos revelan que muchos de los detenidos tenían fuertes indicios de arraigo, lo que demuestra según el colectivo que "la función que tienen los CIE es la de romper historias de vida", rompiendo familias o dejando a menores sin padres o madres, a personas sin pareja, casas compradas o trabajos.

En el informe denuncian también otras cuestiones como las situaciones de extrema vulnerabilidad, los lugares y condiciones de las detenciones o las condiciones de los internamientos.


Desde SOS Racismo Madrid apuestan por una política migratoria diferente y por el cierre de los CIEs. La organización ha realizado una serie de medidas urgentes, en relación a esta cuestión, que consideran necesarias para respetar los Derechos Humanos:

1. Cierre de los CIE y no apertura de nuevos CIE o de CIE ya cerrados.
2. Fin de los controles de identidad por perfil étnico.
3. Fin de las deportaciones exprés.
4. Fin de las deportaciones en vuelos colectivos.
5. Fin de las devoluciones en caliente
6. Establecimiento de vías legales y seguras de acceso a territorio.
7. Respeto del derecho de asilo.
8. Respeto estricto de los DDHH y la legalidad en las fronteras.
9. Fin de la exclusión sanitaria y del acceso restringido a derechos.
Ampliación del acceso a la regularización: desvinculación del
acceso a permisos de la existencia de contrato laboral, reduc
ción de plazos, trámites y tasas para garantizar el arraigo y la
nacionalidad y flexibilización de los procedimientos de reagrupación
familiar.

Más noticias en Política y Sociedad