Público
Público

Galicia El hospital de Verín atiende un parto de urgencia pese al cierre de su paritorio

La atención se realizó en el municipio por "el riesgo que conllevaba para la mujer la posibilidad de parir por el camino". Para ello, una pediatra de Ourense se trasladó hasta la localidad y tras el nacimiento se llevó al pequeño al complejo capitalino.

Trabajadores y usuarios del Hospital de Verín, en un entierro simbólico contra el cierre del paritorio. / EFE

europa press

El Servicio de Ginecología del Hospital de Verín ha atendido esta madrugada un parto de urgencia en sus instalaciones, aunque el pequeño ha sido trasladado al Complexo Hospitalario Universitario de Ourense (CHUO) poco después de nacer.

En torno a las 4 de la madrugada llegó una parturienta y el ginecólogo de guardia consideró que "no era procedente" su traslado al CHUO, "por el riesgo que conllevaba para la mujer la posibilidad de parir por el camino", ha explicado una de las matronas presentes en el momento.

Por este motivo se decidió atender el parto en Verín y, dado que en el hospital comarcal a día de hoy no cuentan con pediatra de guardia, los profesionales solicitaron al centro de referencia que enviaran un pediatra desde Ourense.

Medios locales como el Faro de Vigo aseguran que el ginecólogo de guardia tuvo que ponerse en contacto con los juzgados para que se desplazara un pediatra hasta Verín. No obstante, la Dirección del Área Sanitaria de Ourense, Verín y O Barco de Valdeorras desmiente que fuese necesaria una "intervención judicial". 

Polémica por la separación de la madre y el bebé

Con esta cuestión todavía por aclarar, finalmente la pediatra se trasladó hasta Verín y "en cuanto nació el bebé se lo llevó en ambulancia para Ourense", ha señalado la matrona.

"Nació perfectamente, con muy buena vitalidad y sin ninguna justificación clínica para el traslado"

La pediatra no les dio ninguna explicación de por qué se llevaba a un bebé que "nació perfectamente, con muy buena vitalidad y sin ninguna justificación clínica para el traslado", ha criticado la matrona.

Es más, los profesionales del servicio de Ginecología de Verín han asegurado haberle propuesto a la pediatra "dejar juntos a madre e hijo", siguiendo la línea de las recomendaciones de "todas las guías nacionales e internacionales de calidad de cuidados".

"La pediatra hizo caso omiso y se llevó al niño" , ha explicado la matrona. La madre fue trasladada a Ourense dos horas y media porque "las dos primeras horas después del parto hay que observarla directamente ante la posibilidad de sangrados y hemorragias postparto".

Se trata de una situación a la que, según ha explicado, se llega por "no hacer las cosas del modo correcto y una mala gestión de los recursos". "Sabíamos que estas cosas iban a pasar y van a seguir pasando y los únicos perjudicados son los pacientes, esa madre y su recién nacido", ha explicado.