Público
Público

Emergencia por el coronavirus El Hospital de Móstoles se niega a dar comida a los acompañantes de menores ingresados que no tengan coronavirus

Según CCOO, que ha denunciado lo hechos, el máximo responsable del centro sanitario "se ha negado" a implementar la prestación, alegando que responde a una decisión organizativa, amparándose en que "no es obligatorio".

Prestigiosos chefs cocinan para sanitarios y personas sin recursos
Preparación de un menú para un hospìtal. (ARCHIVO)

Público

El sindicato Comisiones Obreras (CCOO) denuncia que el Hospital de Móstoles, gestionado por la Comunidad de Madrid, se niega a dar comida a los acompañantes de menores ingresados durante el estado de alarma que no tengan coronavirus, mientras que los adultos que acompañan a los menores enfermos de coronavirus si. Al sindicato han llegado quejas de padres y madres de pacientes infantiles, que permanecen con ellos durante días enteros sin que el hospital les proporcione comida alguna ni ellos puedan proveerse de alimento al estar los establecimientos cerrados. 

CCOO denuncia, además, la diferencia de trato de un hospital a otro. "La mayoría de los hospitales del SERMAS ofrecen manutención y el privatizado de Móstoles", afirma CCOO en una nota de prensa. 

"Esta situación que consideran una injusticia y una inequidad se ha hecho más evidente durante la pandemia porque el acompañante, normalmente un progenitor, no puede acudir a su domicilio, ni tiene establecimientos abiertos para alimentarse, y no puede turnarse con otro acompañante porque está confinado en el hospital- Por ello,los representantes sindicales del centro consideran un “agravio comparativo y una desigualdad manifiesta en la Sanidad Pública", añade la nota de CCOO.

En este sentido, el sindicato alerta de que y se están produciendo situaciones muy complicadas en el centro de Móstoles. Solo los acompañantes de los menores ingresados por la covid-19 reciben la manutención de desayuno, comida, merienda y cena diarias. El resto, ingresado por otras patologías, carecen de esta prestación.

Es el caso de Isabel, ingresada en el hospital de Móstoles junto a su hijo de 13 meses desde el domingo 10 de mayo. Según su testimonio, pasó día y medio con solo un vaso de leche y unas galletas que le ofreció amablemente alguna enfermera de su planta. No puede dejar a su hijo solo y como el pequeño no tiene coronavirus, ella no tiene derecho a manutención. La solicitó y la dirección del hospital se la ha negado. Lleva casi una semana comiendo sandwich y afima estar "indignada".

CCOO solicitó el pasado miércoles al gerente del hospital que anulara esta orden "por injusta y por sentido común", al menos mientras dure la pandemia. Según el sindicato, el máximo responsable del centro sanitario "se ha negado" a implementar la prestación, alegando que responde a una decisión organizativa, amparándose en que "no es obligatorio" y en que la Dirección General de Humanización de la Consejería de Sanidad  lo aprobó, en su día. 

Más noticias de Política y Sociedad