Público
Público

Las claves del nuevo etiquetado en el combustible de las gasolineras de Europa

La implantación de este nuevo conjunto de etiquetas, único y armonizado en toda Europa, pretende que los conductores que acudan a países distintos al suyo puedan conocer con qué combustibles pueden llenar su vehículo.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un hombre repostando combustible en una gasolinera. EFE/Archivo

El 12 de octubre entraron en vigor unas nuevas etiquetas informativas en los surtidores de las gasolineras junto a las denominaciones clásicas del combustible. Estos códigos introducidos indican la compatibilidad del combustible con los vehículos.

La implantación de este nuevo conjunto de etiquetas, único y armonizado en toda Europa, pretende que los conductores que acudan a países distintos al suyo puedan conocer con qué combustibles pueden llenar su vehículo y no incurran en errores que pueden provocar daños a los motores, ya que hasta ahora las denominaciones que encontraban en las estaciones de servicio diferían por países.

Las etiquetas para la gasolina tienen forma de círculo dentro del cual figura la letra E. Por su parte, las de diésel estarán insertas en cuadrados con la letra B dentro. El diésel sintético estará representado en un cuadrado con las letras XTL. 

Por último, los gaseosos estarán representados con la presencia de rombos. Tendrán las letras H2 (hidrógeno), CNG (gas natural comprimido), LPG (gas licuado del petróleo) y LNG (gas natural licuado).

Nuevo etiquetado de la gasolina.

Este nuevo idioma internacional para el etiquetado de los combustibles quedará implantado en todos los países miembros de la Unión Europea, así como en los países del Espacio Económico Europeo (Islandia, Liechtenstein y Noruega) y también en Macedonia, Serbia, Suiza y Turquía.

Como novedad en los vehículos, todos aquellos matriculados a partir del 12 de octubre de 2018 llevarán etiquetas en las que se indique qué combustible es compatible con su depósito. 

En estos casos, las etiquetas figurarán en la proximidad del tapón de llenado o en la tapa del depósito del vehículo, así como en los manuales de usuario, y también estarán en los concesionarios.

El nuevo etiquetado no sustituye ni modifica la información que se da en la actualidad en las estaciones de servicio, sino que es una herramienta visual complementaria a la información actual, según ha indicado la Asociación Española de Operadores de Productos Petrolíferos (AOP).