Público
Público

"El pacto PSOE-C's no es de progreso y es muy restrictivo en derechos y libertades"

Las Mareas reúnen a un millar de personas en el centro de Madrid en defensa de los derechos ciudadanos, a pocos días del debate de investidura de Pedro Sánchez: "Gobierne quien gobierne, los derechos se defienden".

Publicidad
Media: 4.46
Votos: 13

Las Mareas Ciudadanas han reunido a un millar de personas que han marchado en Madrid en defensa de los derechos ciudadanos.

MADRID.- Las Mareas Ciudadanas han reunido a un millar de personas que han marchado este sábado en Madrid para pedir que "gobierne quien gobierne" se preserven los derechos ciudadanos, a solo tres días del debate de investidura de Pedro Sánchez. 

La manifestación, apoyada por movimientos ciudadanos entre los que se encontraban la Marea Verde, la Marea Blanca o la Plataforma en Defensa de la Cultura, ha comenzado en la Plaza de las Cortes y ha finalizado en la Puerta del Sol. [VER FOTOGALERÍA]

"No al pacto PSOE-Ciudadanos", "Gobierne quien gobierne, los derechos se defienden", "No queremos pagar sus deudas con sanidad y educación", "La negociación está en la calle" o "Con Sánchez y Rivera, tendremos más tijera", son algunos de los lemas que se han coreado durante la marcha.

"Reivindicamos los derechos básicos. Derecho a la vivienda, derecho a pan, derecho a trabajo derecho a la educación y sanidad pública", contaba Lola Ruíz, portavoz de las Mareas Ciudadanas y miembro de Marea Verde, a Público, y calificaba el pacto entre PSOE-Ciudadanos de "muy restrictivo".

"Este pacto no es de progreso, es muy restrictivo en derechos y libertades", afirmaba y aseguraba que es necesaria "una reversión clara de los recortes y una derogación de todas aquellas leyes que están sustentando la pérdida de estos derechos y libertades. El pacto de gobierno no contempla todas estas reivindicaciones".

"El acuerdo no supone ningún tipo de punto de encuentro que haga justicia a lo que una mayoría de la población ha votado", afirmaba por su parte Jesús Marchante, representante de la Plataforma en defensa de la cultura, y añadía que "es necesario salir a la calle, porque nada nos asegura, independientemente del gobierno que pueda salir, que todos los derechos que hemos perdido estos años de gobierno de la derecha vayan a ser devueltos". 

En la marcha han participado Carlos Sánchez Mato, delegado de Economía y Hacienda del Ayuntamiento de Madrid, y Mauricio Valiente, el concejal presidente del distrito de Chamartín, quien ha opinado sobre el acuerdo que "los cambios cosméticos no sirven, hay que cambiar en profundidad".

"Demandamos políticas que aseguren pan, trabajo, techo y dignidad, con protección de las personas, evitando el saqueo de lo público. Queremos una sanidad, una educación y unos servicios sociales públicos y de calidad", se pedía al finalizar la manifestación en la Puerta del Sol, durante la lectura de un manifiesto llevada a cabo por Sandra Villa, Carmen Esbrí y Jesús Marchante, representantes de Marea Verde, Marea Blanca y Plataforma en defensa de la cultura, respectivamente.

Un manifiesto en el que se exigía, además, la derogación de los "decretos y leyes opresivas que nos amordazan en defensa de nuestros derechos y libertades", como el artículo 135 de la Constitución. 

"Exigimos medidas efectivas contra discriminación y la violencia a las mujeres, que se promueva la cultura como derecho de todas las personas, la creación de una banca pública y transparente, y una auditoría ciudadana de la deuda para que la población no siga pagando las deudas que no son suyas", continuaba el manifiesto que reclamaba, finalmente "soluciones inmediatas para que no haya más desahucios", así como "la derogación de las reformas dictadas contra la clase trabajadora".