Público
Público

Productos sanitarios en la vía pública Alerta por el desecho de guantes y mascarillas en las calles de España

Esta práctica no solo compromete al medio ambiente, sino que suponen un foco de contagio de la propia enfermedad para la que se usa, el coronavirus.

Una mascarilla tirada en el suelo. TWITTER/@apcvalladolid
Una mascarilla tirada en el suelo. TWITTER/@apcvalladolid

Público

El uso de mascarillas y guantes por parte de la población es un hecho consolidado en España. Las primeras se han convertido, además, en un producto de uso obligatorio en caso de no poder mantener la distancia de seguridad de dos metros. 

Si bien, el uso extendido de estas protecciones frente a la covid-19 ha venido acompañado de un desecho irresponsable: vecinos y asociaciones de diferentes partes de España han denunciado la presencia de mascarillas y guantes en la vía pública.

Los productos usados han proliferado en calles de Madrid, Lugo, Tenerife, Palma, Burgos, Albacete, CantabriaCeuta... Una práctica que no solo compromete al medio ambiente, sino que suponen un foco de contagio de la propia enfermedad para la que se usa, el coronavirus.

"No hemos aprendido nada con todo lo que ha pasado. Somos el peor virus para el planeta. Seguimos contaminando y destruyendo la naturaleza como si tuviéramos otro planeta donde ir cuando el actual diga basta", ha rechazado el presidente del partido Progreso en Verde, Guillermo Amengual, en unas declaraciones recogidas por el medio Crónica balear.

Cabe recordar que estos productos deben de ser desechados en el contenedor de fracción resto, es decir, en el gris. Un gesto que debe ir acompañado, como no, del lavado de manos posterior.

Multas de entre 25 y 500 euros 

En este sentido, el Ayuntamiento de Roma ha aprobado una ordenanza que establece multas de entre 25 y 500 euros a quienes arrojen en la vía pública las mascarillas o los guantes usados para evitar el contagio del coronavirus. "En estos meses de emergencia sanitaria del coronavirus nuestros operadores ecologistas han denunciado en numerosas ocasiones la recogida de guantes y mascarillas usadas, arrojadas al suelo por personas maleducadas", ha lamentado la alcaldesa, Virginia Raggi.

En su ordenanza se establecen hasta el próximo 31 de julio la "prohibición" de abandonar este tipo de objetos de protección en todo el territorio municipal y las mencionadas multas, salvo que el abandono constituya un delito. Y es que, también en muchas de las calles de la capital y de Italia es frecuente ver tirados este tipo de dispositivos personales, algo que viene siento denunciado por organizaciones ambientalistas.

Más noticias de Política y Sociedad