Público
Público

Protección animal Muere en Galicia el perro Life, todo un símbolo de lucha contra el maltrato animal

El animal fue encontrado en 2016 en la parroquia de Salcedo en una situación extrema, tras más de dos meses sin apenas comer ni beber. Su caso llegó a los tribunales y terminó en condena para su anterior dueño.

Publicidad
Media: 3.67
Votos: 3

El pero Life. EP

Life, el perro rescatado en abril de 2016 de una finca de la parroquia de Salcedo, en Pontevedra, donde se encontraba en estado crítico, ha fallecido en su actual hogar, en Moraña, donde residía desde junio de ese año.

La protectora de animales Os Palleiros, que ha anunciado su muerte a través de las redes sociales, lo ha calificado como un "símbolo" de lucha y un "ejemplo de que denunciando los casos de maltrato que vemos a nuestro alrededor se consiguen avances".

Su caso llegó a los tribunales, con Os Palleiros personándose como acusación particular, y su anterior dueño —que ha recurrido la sentencia— fue condenado por el Juzgado de lo Penal Número 1 de Pontevedra a siete meses y 14 días de cárcel por maltrato animal, más una multa de 2.000 euros por responsabilidad civil.

"Una condena así nunca parecerá suficiente después del dolor causado y la tortura que pasó Life", ha lamentado el colectivo, "pero también es de las más duras que podíamos esperar en el marco legal que existía en ese momento".

El can fue hallado en una situación extrema después de más de dos semanas sin comer ni beber apenas y, gracias a los cuidados que recibió durante dos meses por parte de la veterinaria Ana Cadavid, consiguió sobrevivir.

Además de Life, su nueva familia también había adoptado a Krugui, otro perro que en agosto de 2015 había sido introducido en el refugio lanzándolo por encima de la verja del recinto.

Segunda oportunidad

"Se fue sin avisar y en silencio" ha explicado su propietaria, Consuelo Silva a la protectora Os Palleiros, que ha recibido decenas mensajes desde que ha informado de la "triste noticia".

Aunque se trataba de un animal de edad avanzada, para la asociación ha sido "injusto que no pudiera disfrutar más tiempo de la segunda oportunidad que le dio la vida".

"Pero al final fue afortunado", ha añadido la protectora, que ha destacado que "deja un legado grande e imborrable, y un recuerdo marcado con fuerza en los corazones de la Familia Palleira", ha precisado en un comunicado. "Nos enseñó a luchar y cómo es posible nacer una segunda vez", ha añadido la entidad, agradeciendo la colaboración de quien ha apoyado el caso de Life.

Más noticias en Política y Sociedad