Público
Público

La protesta "no es abuso, es violación" vuelve a Pamplona un día después de la criticada sentencia contra 'La Manada'

Cientos de personas, muchas de ellas mujeres jóvenes, se han congregado frente al Palacio de Justicia de Navarra al grito de "no es abuso, es violación".

Publicidad
Media: 5
Votos: 1

Las movilizaciones se han reanudado esta mañana con una concentración en el Palacio de Justicia en Pamplona. /EFE

Cientos de personas, muchas de ellas mujeres jóvenes, se han congregado frente al Palacio de Justicia de Navarra al grito de "no es abuso, es violación", una protesta que tiene lugar un día después de la lectura pública de la sentencia de La Manada en ese mismo edificio y tras la oleada de manifestaciones de indignación por toda España.

Se trata de una convocatoria realizada a través de las redes sociales por colectivos feministas, y la concentración está encabezada por una pancarta en la que se leía "No es no. Justicia", en euskera y castellano. "Esto sí es terrorismo" o "esta justicia es una mierda" corean las personas concentradas frente al Palacio de Justicia, que también piden la inhabilitación del magistrado que emitió un voto particular pidiendo la absolución de los acusados.

Rechazo en Euskadi por la sentencia

Miles de personas, en su mayoría mujeres, se han concentrado hoy en las tres capitales vascas en protesta por el fallo de la Audiencia de Navarra sobre el caso de La Manada, entre gritos de "esta sentencia también es violación", entre otras consignas. Después de los multitudinarios actos de protesta que tuvieron lugar ayer, tras conocerse la sentencia, las mujeres han vuelto a congregarse ante los palacios de justicia de Bilbao, San Sebastián y Vitoria en rechazo a la resolución judicial que ha condenado a los cinco acusados de La Manada a 9 años de cárcel por un delito de abuso sexual y no de violación, al apreciar los jueces que no hubo ni violencia ni intimidación.

En Bilbao, más de 2.000 personas, en su inmensa mayoría mujeres, se han concentrado frente a los juzgados para exteriorizar su indignación por la sentencia de la Audiencia de Navarra. Convocadas por colectivos feministas, las mujeres se han congregado al mediodía frente al Palacio de Justicia y, al grito de "No es abuso, es violación", han cortado la calle Buenos Aires, donde el inmueble tiene su entrada principal.

Ese ha sido el lema más coreado en la concentración y el que figuraba, en euskera ("Ez da sexu abusua, bortxaketa da") en la pancarta en torno a la cual se han congregado las manifestantes. "Esta sentencia también es violación", "El machismo mata, la justicia es ciega", "Justicia de mierda, la habéis culpado a ella", "Yo sí te creo, hermana" y "No estás sola, ésta es tu manada", han sido otros de los eslóganes cantados en la concentración.