Público
Público

Relevo en la RAE ¿Elegirá la RAE a la primera mujer para dirigir la institución en más de 300 años?

Este jueves 13 de diciembre, la institución elige a su director en una de las elecciones más convulsas y escandalosas que se recuerdan. Entre la terna de favoritos figura la filóloga Inés Fernández Ordoñea. Entre los mejor situados se nombra también a Juan Luis Cebrián y a Santiago Muñoz Machado.

Publicidad
Media: 3
Votos: 1

RAE

Los cambios llegan despacio a algunas instituciones, y la Real Academia de la Lengua Española parece ser un emblema de esta lentitud. De los 30 directores que ha tenido esta institución desde 1713, ninguno ha sido una mujer y la igualdad sigue brillando por su ausencia. De los 46 académicos con que cuenta en la actualidad, sólo ocho son mujeres, a pesar de que la ley de 2007 obliga a las instituciones públicas a tener representación paritaria.

Este jueves la institución se enfrenta a la elección de un nuevo director. Según diversas fuentes, entre los tres candidatos con mayores posibilidades a presidirla, se encuentra una mujer: la filóloga Inés Fernández Ordoñez. Catedrática de la lengua de la Universidad Autónoma de Madrid, ocupa desde 2011 el sillón 'P' de la RAE. Se convirtió entonces en la más joven en ser elegida y en la cuarta académica tras la escritora Ana María Matute, la historiadora Carmen Iglesias y la científica Margarita Salas.

El actual director de la RAE, Darío Villanueva, aseguró recientemente a EFE que veía "llegado el momento de que sea una directora, sin la más mínima duda. Inés es, además, la persona más joven de la Academia", señala Villanueva acerca de la posibilidad de que se haga historia en una institución que en 305 años ha tenido 477 académicos, de los que solo 11 han sido mujeres, un 2,31%, y jamás ha tenido una directora.

Sin bien algunas fuentes aseguran que Fernández Ordoñez no cuenta con los suficientes apoyos entre los académicos, también afirman que cuenta con el respaldo de un grupo importante de filólogos, profesores y lingüistas que ven con recelo que la dirección recaiga en perfiles alejados de estas áreas o que se elija como director a alguien por su experiencia en el mundo de los negocios y no en el académico. Y es que los otros miembros de la terna que suenan con fuerza para presidir la institución son el periodista y empresario Juan Luis Cebrián y el jurista Santiago Muñoz Machado

Un relevo convulso

La elección de este jueves supone una de los relevos más sonados y convulsos que ha vivido esta institución en sus años de historia y según diversas fuentes, ha supuesto una auténtica batalla campal dentro de la institución. Todo comenzó  el pasado 4 de octubre, cuando Villanueva anunció su decisión de no presentarse a la reelección que le permiten los estatutos de la RAE. Según recogen diversos medios, varios catedráticos pidieron entonces a Villanueva que adelantara las elecciones previstas para este jueves 13, para no paralizar la institución y por la acusación de que el actual director apostaba por Juan Luis Cebrián para dirigir la RAE, un perfil con experiencia en gestión, lo que generó un gran rechazo debido no sólo a que no proviene del mundo de la academia, sino a su dudosa gestión al frente del Grupo Prisa, al que endeudó y prácticamente desmanteló durante su etapa de consejero delegado del grupo de comunicación.

 En declaraciones a la agencia EFE sobre su preferencia por algún candidato, Villanueva afirmó que eso es "absolutamente personal: soy el director y estoy en mi sitio pero tengo mi opción".

La RAE se encuentra en los últimos años en una situación económicamente complicada y con necesidad de buscar fondos para su continuidad. Desde 2008, año del comienzo de la crisis económica, la institución ha visto decrecer sus ingresos (principalmente provenientes de los Presupuestos Generales del Estado). De los 3,5 millones con los que contaba la institución en aquel año, ha pasado a los 1,6 millones en 2018, lo que supone sólo el 20% de los cerca de siete millones que precisa para sostener su funcionamiento y el salario de los 85 empleados con los que cuenta. 

Otro de los retos con los que se enfrentará quien finalmente dirija la RAE es la presentación del informe encargado por la vicepresidenta del Gobierno y Ministra de Igualdad, Carmen Calvo, para adecuar la Constitución Española a un lenguaje inclusivo. Precisamente Fernández Ordoñez es, junto con Paz Bataner, Pedro Álvarez de Miranda e Ignacio Bosque, uno de los miembros que conforman la comisión encargada de redactar dicho informe.

Tal como explica la propia Academia, cualquiera de los 44 miembros electos hasta la fecha pueden presentarse a ocupar el cargo, aunque por tradición no se proclaman candidaturas de forma oficial. En la votación de este jueves, además del director se eligen también el bibliotecario y es segundo vocal.

Según los estatutos, para la proclamación de cualquiera de estos puestos será necesaria "la mayoría absoluta de los votos emitidos por los presentes y por quienes, estando ausentes y contando con derecho a voto, lo hayan ejercido por escrito".

En el caso de que ninguno alcanzara esta mayoría, se volverá a votar una semana más tarde (el próximo 20 de diciembre), en la que sólo figurarán los tres académicos que más votos hayan obtenido en la primera convocatoria. 

Más noticias en Política y Sociedad