Público
Público

Chile Despertó La revuelta chilena también llega a Barcelona: "Queremos una vida digna"

La comunidad chilena de la capital catalana sale a la calle para denunciar la brutalidad represiva que aplica el Gobierno de Sebastián Piñera y exigir un proceso participativo para una nueva constitución de base democrática.

Publicidad
Media: 5
Votos: 1

Mobilització de la comunitat xilena de Barcelona. CHILE DESPERTÓ!

Cinco personas muertas, miles de detenidas, cerca de cuatrocientos torturadas, 230 jóvenes que han perdido un ojo a causa de rasgos disparados por los Carabineros y la vulneración sistemática de derechos fundamentales.

Este es el balance de las protestas que se viven actualmente en Chile, donde a raíz de la campaña que los estudiantes iniciaron contra el encarecimiento del billete de metro, el malestar se ha extendido entre los segmentos más golpeados por la crisis que afecta el país sudamericano desde hace décadas. Una crisis que la agenda neoliberal impulsada por el gobierno de Sebastián Piñera ha acentuado hasta dejar endeudada y sin posibilidades de acceder a los servicios básicos a una amplia capa de la población.

En este contexto de protestas, que lanzó el Ejecutivo a aplicar el estado de emergencia entre los días 18 y el 28 de octubre, la comunidad chilena al exterior se ha organizado para “denunciar la represión y amplificar las demandas que reclaman los sectores populares de nuestro pueblo”. Así lo explica Brigette Valenzuela, una de las portavoces del colectivo Chile Despertó!, constituido en Barcelona a raíz de los últimos acontecimientos.

Fruto de los primeros encuentros, este espacio asambleario ha impulsado marchas por el centro de Barcelona, actividades artísticas y manifiestos a través de los cuales “hemos trasladado a varios organismos la preocupación por la carencia de democracia que sufre nuestro pueblo”, indica Valenzuela.

Con la soga en el cuello

Nancy Garin, que también participa a Chile Despertó!, explica que la falta de democracia tiene que ver con un sistema heredado de la dictadura de Augusto Pinochet. “Nuestra generación fue traicionada por la socialdemocracia, que después de lograr el poder en los 90, no impulsó una verdadera transición que acabara con las estructuras del régimen dictatorial y garantizara el bienestar de la ciudadanía”.

Garin considera que tanto el gobierno de Ricardo Lagos como el posterior de Michelle Bachelet dieron la espalda a los movimientos sociales y, con el argumento de la modernización económica, privatizaron sectores estratégicos a la vez que permitieron a las transnacionales extractivas enriquecerse a expensas de saquear la comunidad mapuche y el resto de territorios indígenas.

Chile Despertó: "La gente tiene que continuar trabajando después de jubilarse, porque las pensiones no les ayuda a vivir"

En la misma línea, Valenzuela señala que “hace 30 años que arrastramos unas políticas que han puesto los servicios básicos en manos de una minoría privilegiada”. En Chile, bienes como el agua están privatizados, mientras que acceder a la salud y a una educación de calidad se ha convertido en una quimera para las rentas más bajas.“En la última movilización los estudiantes ya no se refieren a su problemática, sino a la vulnerabilidad que viven sus familias”, indica Garin, a la vez que Valenzuela añade: “La gente tiene que continuar trabajando después de jubilarse, porque las pensiones no les ayuda a vivir, y también se tienen que endeudar para recibir tratamiento médico o adquirir alimentos de primera necesidad”.

A estas alturas 11 millones de chilenos están endeudados, una situación que, según Valenzuela y Garin, ha desatado un descontento en el cual se han implicado sectores que hasta ahora estaban fuera del compromiso político pero que, a raíz de la agravación de la crisis, también han visto conculcados sus derechos.

Construyendo poder popular

Dar cuentas de lo que pasa en Chile y promover las demandas de los movimientos sociales es la prioridad de Chile Despertó!, así como emplazar a organismos y entidades de referencia a que insten el gobierno Piñera a escuchar la ciudadanía.

Una de las primeras en reaccionar ha estado Amnistía Internacional, que mediante un comunicado emitido el pasado día 21 reclama a las autoridades chilenas que paren la represión y aseguren que las demandas de la población sean atendidas.

Chile Despertó: "Buscamos la defensa de un proceso constituyente que garantice el derecho a una vida digna"

En cambio, tanto con el consultado en Barcelona como con el resto de instituciones chilenas, la plataforma no han querido interlocutar porque, a su entender, “después de que Piñera nos haya calificado de enemigos, no tienen ninguna legitimidad ni nos representan”.

Cada lunes, por medio de una asamblea abierta, Chile Despertó! acuerda un calendario de acciones del cual salen documentos que huyen de cualquier partidismo. “Buscamos un lenguaje transversal que una gente diversa en torno al cese de la represión y la defensa de un proceso constituyente que garantice el derecho a una vida digna”, subraya Brigette Valenzuela.

En aras de vehicular estas peticiones, la plataforma despliega una intensa actividad que ha incluido marchas a pie e intervenciones artísticas, además de concentraciones con los colectivos de Bolivia y Colombia que, desde Catalunya, “también abogan por fortalecer la unidad latinoamericana en orden de derrocar el actual sistema neoliberal”, dice Valenzuela.

Chile Despertó: “Iremos a manifestarnos contra un gobierno autoritario"

Mientras tanto, desde las redes sociales, Chile Despertó! documenta las violaciones de derechos que se producen cada día, a la vez que se coordina con las 124 plataformas que se han creado en diferentes ciudades del extranjero. Una red de solidaridad que, además de combatir el discurso criminalizador del gobierno Piñera, acontece un altavoz para explicar los déficits de unas políticas que hipotecan el futuro de las nuevas generaciones.

Chile Despertó! aprovechará la Cumbre del Clima que tendrá lugar en Madrid el 6 de diciembre -y a la cual no acudirá Sebastián Piñera- para denunciar las multinacionales españolas que operan en Chile. “Iremos a manifestarnos contra un gobierno autoritario pero también contra un modelo económico global que atenta contra el ecosistema y la vida humana”. Para la plataforma, las movilizaciones en Chile demuestran que está en marcha un poder popular dispuesto a construir un nuevo tipo de gobernanza que, más allá de Latinoamérica, también se reivindica para el resto de pueblos del mundo.

Más noticias en Política y Sociedad