Público
Público

Sanidad Dos de cada tres hospitalizados no reciben una atención adecuada 

La Sociedad Española de Medicina Interna ha denunciado con estas cifras la necesidad de introducir cambios en el sistema sanitario español. Además, en el congreso también han denunciado la brecha de género presente en su sistema. 

Publicidad
Media: 3.50
Votos: 2

Imagen de archivo de una paciente de hospital. / Pixabay

Médicos internistas han denunciado que dos de cada tres pacientes hospitalizados no reciben una atención adecuada debido a la fragmentación del sistema de salud en áreas especializadas, que provocan que, sobre todo las personas que padecen más de una enfermedad, no reciban un tratamiento integral. 

Con estos datos, que se han expuesto en el marco del 40 Congreso Nacional de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI), que reúne entre hoy y el día 29 en Barcelona a más de 2.400 profesionales, los internistas pretenden fomentar un cambio en el sistema sanitario para que sea sostenible, equitativo y de calidad

El presidente del SEMI, el doctor Ricardo Gómez, ha explicado que para garantizar una buena atención "no se puede estar usando herramientas del siglo pasado" y ha señalado que "la medicina interna es fundamental para conseguir que el hospital del futuro atienda a la persona y no a la enfermedad, sobre todo desde un enfoque humanitario".

Ricardo Gómez defiende un sistema multidisciplinar que pueda atender a pacientes de edad avanzada con diferentes afecciones

El progresivo incremento de pacientes hospitalizados de edad avanzada, normalmente octogenarios, "con un número medio de patologías que oscila entre las seis", ha añadido Gómez, necesita una respuesta sanitaria que favorezca una atención formada por un equipo multidisciplinario "que trabaje conjuntamente y olvide aplicar ciertos protocolos innecesarios".

Estos protocolos congestionan el sistema de salud acumulando diagnósticos excesivos y sobretratamientos que no son adecuados porque se realizan de forma automática, sin valorar al paciente y causándole riesgos y costes que podrían evitarse.

La brecha de género sanitaria

En el mismo congreso, también ha tenido lugar una ponencia sobre el 'Sesgo de género'. Allí han aprovechado para denunciar que, pese a que se estima que dos tercios de los estudiantes universitarios de Medicina Interna y dos tercios de los residentes de esta especialidad son mujeres, menos del 20 por ciento de las Jefaturas de Servicio en Medicina Interna en España están ocupadas por mujeres, lo que revela que pocas de ellas alcanzan puestos de responsabilidad en el mundo científico.

"Algo similar sucede en la SEMI, donde dos tercios de nuestros colegiados son mujeres y la presencia en nuestros congresos es mayoritariamente femenina, pero continúan infrarepresentadas en temas organizativos, como la coordinación de grupos de trabajos o como autores en publicaciones. Por ello, trabajamos para revertir esta realidad de la mano de la creación, hace unos meses, del Observatorio de Igualdad de nuestra Sociedad", ha dicho la responsable del Observatorio de Igualdad de la Sociedad Española de Medicina Interna, Asunción Gonzálvez Gasch.

A juicio de los expertos, el primer paso para modificar los patrones de comportamiento sesgados es ser "realmente" conscientes de su existencia para, a continuación, poder llevar a cabo iniciativas de las instituciones y organizaciones de forma colectiva. Por ello, tal y como ha apostillado la doctora, abordar la cuestión de la desigualdad de género en el mundo científico es un primer paso para avanzar en su transformación.

Reclaman atención psicoemocional y social en hospitales

En la línea de los cambios hacia la integración del servicio sanitario, la especialista de Medicina Interna del Hospital Vall d'Hebron, la doctora Roser Solans, ha destacado que la alta presencia de pacientes mayores, que en Cataluña suponen el 85 % de los atendidos por servicios de medicina interna, se debe a que "los jóvenes suelen tratarse en consultas de diagnóstico rápido y otros dispositivos, cosa que disminuye los ingresos hospitalarios".

La doctora ha recalcado la importancia de integrar nuevas tecnologías que agilicen el tránsito sanitario y hagan la vida más fácil tanto a los médicos como a los pacientes con enfermedades crónicas. El modelo de hospital que demandan estos profesionales quiere tener en cuenta también aspectos que habitualmente son olvidados por la atención sanitaria, relativos a aspectos de carácter psicoemocional y social.

A este respecto, el presidente del Comité Científico del Congreso, el doctor Jesús Díez, ha sostenido que los médicos deben ofrecer "una atención longitudinal", sobre todo teniendo en cuenta que una de cada dos personas mueren en un hospital.

"Tan importante es garantizar una buena vida como una buena muerte", Jesús Díez

"Tan importante es garantizar una buena vida como una buena muerte. Tenemos que establecer unas pautas sobre cómo atender a los pacientes en sus últimos días de vida –ha defendido Díez–, para así tratar de que fallezcan con el menor sufrimiento posible".

Por su parte, el presidente de la Sociedad Catalano-Balear de Medicina Interna (SCBMI), el doctor Emili Sacanella, ha comentado que también hay que ofrecer mayores pautas de prevención, por cuanto "es más importante prevenir mediante estilos de vida saludable que tratar enfermedades".

"El 80 % de los costes hospitalarios se deben a enfermedades crónicas no transmisibles, y un porcentaje importante de estas patologías podría evitarse tomando medidas de prevención promovidas por políticas de salud pública", ha afirmado Sacanella.

Más noticias en Política y Sociedad