Público
Público
Únete a nosotros

Sevilla estrena paradas antiacoso en una de sus líneas nocturnas de autobuses urbanos 

Tras evaluar la experiencia, se estudiará su implantación en otras zonas. El objetivo es el de recortar la distancia hasta su punto de destino reduciendo los tramos que realizan en solitario por las noches para evitar situaciones de riesgo. 

Publicidad
Media: 3.67
Votos: 3

Presentación del plan antiacoso en Sevilla.- AYUNTAMIENTO DE SEVILLA

El Ayuntamiento de Sevilla pone en marcha el viernes en una línea nocturna de la empresa municipal de transportes Tussam un proyecto piloto de paradas de autobús a demanda para prevenir situaciones de acoso y agresiones sexuales a las mujeres, una experiencia que será evaluada de cara a estudiar la implantación en otras zonas de la ciudad.

El objetivo es el de recortar la distancia hasta su punto de destino reduciendo los tramos que realizan en solitario por las noches para evitar situaciones de riesgo. Este sistema a demanda arranca este viernes como proyecto piloto en la línea nocturna A1, que une el Prado de San Sebastián y el barrio de Pino Montano, en el Distrito Norte.

Este sistema piloto arrancará este fin de semana en la línea nocturna A1 de Tussam y funcionará todos los viernes, sábados y vísperas de festivos con la puesta en servicio de un total de 26 paradas intermedias adicionales a las 44 ya existentes en este recorrido.

La selección de estas paradas se ha realizado mediante un estudio técnico realizado por parte de Tussam en el que se ha determinado cuáles son los puntos que mayor demanda de bajada tienen. Además, se han tenido en cuenta otros factores como la iluminación de la vía o la accesibilidad de la zona en la que se ubican.

La delegada de Igualdad, Juventud y Relaciones con la Comunidad Universitaria, Myriam Díaz (PSOE), y el delegado de Seguridad, Movilidad y Fiestas Mayores, Juan Carlos Cabrera (PSOE), junto a representantes de Tussam y de entidades vecinales y mujeres, así como la concejal de IU Eva Oliva, ya que esta iniciativa esta impulsada por una moción de esta formación aprobada por unanimidad por el Pleno municipal. El Ayuntamiento la pone en marcha como proyecto piloto en esta línea nocturna para su posterior evaluación y estudio de implantación en otras zonas de la ciudad.

Así, Díaz ha apuntado a "lo necesario de esta iniciativa para prevenir las agresiones sexuales a las mujeres y contribuir a disminuir la sensación de vulnerabilidad que cualquiera de ellas siente al volver sola a su casa de noche, acercándola todo lo posible hasta su punto de destino". "Como administración pública, el Ayuntamiento de Sevilla tiene la obligación de poner en marcha cualquier medida destinada a luchar contra la desigualdad que existe en el uso de los espacios públicos para las mujeres", ha señalado.

En la misma línea, Cabrera ha destacado la colaboración de la empresa municipal de transportes y de sus trabajadores para poner en marcha una medida con la que se "pretende proteger a las mujeres, para tranquilidad de ellas mismas y de sus familias, ante la realidad de los hechos que no es otra que las situaciones de riesgo a las que se exponen cuando regresan a sus casas en horario nocturno y ello con un sistema que funcionará a demanda de las propias usuarias".

Cumplimento íntegro de la moción

De su lado, Oliva ha celebrado la puesta en marcha de las paradas antiacoso al "garantizar que las mujeres de Sevilla puedan volver a casa solas y sin miedo" y ha pedido que no se quede en una experiencia piloto. Además, recuerda que la moción contemplaba también la posibilidad de que las mujeres pudieran subir al bus a demanda, pues "las agresiones se producen igualmente en la calle", y exige que se tenga en cuenta para su desarrollo a las asociaciones feministas y las mujeres de los barrios, así como a los trabajadores de Tussam y los sindicatos de la empresa pública de transporte.

Asimismo, recuerda que en la moción aprobada se pedía también que otros servicios públicos, como bomberos o taxis, tuvieran un protocolo de actuación ante casos de violencia machista. "De por sí los taxistas lo hacen pero el colectivo lo está demandando porque se encuentran con agresiones. Si tenemos unos servicios públicos que quieren y pueden e intervenir en estos casos, pónganse todos los recursos posibles para que esto se pueda llevar a cabo", concluye.

Funcionamiento del sistema

Las paradas están indicadas en el propio recorrido de la línea y señalizadas en la vía pública como 'a demanda' para uso de las usuarias que previamente lo soliciten al conductor del autobús.

Esta parada es exclusivamente para bajar del vehículo y, para solicitarlo, las mujeres deben seguir una serie de indicaciones. Así, habrán de indicarlo previamente al conductor del autobús, a ser posible situarse en la parte delantera del vehículo, avisar personalmente al conductor una parada antes y salir por la puerta delantera del autobús.

Con objetivo de dar a conocer este sistema, la medida vendrá aparejada de una campaña de comunicación y sensibilización en todas las líneas de Tussam, pero especialmente en la línea nocturna A1, donde se va a llevar cabo esta prueba piloto.

Batería de medidas

Díaz ha destacado que se trata de una iniciativa más de las que se han puesto en marcha a lo largo de este mandato con las que el gobierno municipal "trata de seguir avanzando en luchar contra la violencia de género y las situaciones de acoso en todos los contextos y situaciones del día a día".

Como ejemplo de estas medidas, Díaz ha apuntado a otras iniciativas como los programas de coeducación, la red de espacios libres de violencia de género, el apoyo al movimiento asociativo con convocatorias de subvenciones y ayudas, las acciones y campañas en torno al 8 de marzo y al Día contra la Violencia de Género, la elaboración del Primer Plan Municipal de Lucha Contra la Violencia de Género, el mantenimiento de los Centros Integrales de Atención a la Mujer con recursos propios como un proyecto singular y de enorme relevancia de la ciudad de Sevilla o el apoyo a proyectos de todos los ámbitos que contribuyan a acabar con la violencia de género.

Más noticias en Política y Sociedad