Público
Público

Violencia machista La Justicia sustituye una pena de siete años de cárcel a un hombre por maltrato a su exmujer y sus hijos por una multa de 1.530 euros

El Juzgado de lo Penal número 1 de Huesca impuso una condena de siete años por maltrato habitual. Inicialmente, esta se conmutó por un curso de formación en violencia de género y 510 días de trabajos en beneficio de la comunidad. Tras negarse a cumplirla, tan solo tiene que abonar 1.530 euros de multa.

8/4/22-Una persona sostiene una pancarta en una manifestación convocada por la Asamblea Feminista contra la violencia machista bajo el lema 'La violencia machista existe y nos mata', a 25 de noviembre de 2021, en Murcia, (España).
Una mujer sostiene una pancarta en una manifestación convocada por la Asamblea Feminista bajo el lema 'La violencia machista existe y nos mata', a 25 de noviembre de 2021, en Murcia, (España). Edu Botella / Europa Press

1.350 euros. En eso ha dejado el Juzgado de lo Penal número 1 de Huesca una condena de siete años por maltrato habitual de Luis Antonio Irzo a Paloma Delgado, su expareja, y sus tres hijos. El mismo juzgado dictó contra él cuatro condenas de un año, nueve meses y un día cada una de ellas por los diez años de violencia machista. En noviembre de 2020, dichas condenas fueron conmutadas por un curso de formación en violencia de género y 510 días de trabajos en beneficio de la comunidad. Ahora, el condenado se niega a cumplirla y, a cambio, abonará 1.530 euros de multa, según informa El País.

"Si ya era humillante para nosotros, como víctimas, esa actuación", asegura la mujer en referencia al cambio de pena inicial, "el hecho de que él se niegue a realizarlas a cambio de abonar 1.530 euros manifiesta un desprecio total hacia nuestras vidas". Así de contundente se muestra en una petición de Change.org que ha creado para solicitar que las penas de los maltratadores hacia su pareja y sus hijos no se computen de forma individualizada, sino de forma acumulada.

"Después de tantos años, no hay duda de que un maltratador no es un buen padre. Pero un maltratador condenado no arrepentido y que se aprovecha del sistema riéndose de todos los que lo sustentamos, mucho menos. La Justicia sigue sin estar a la altura", prosigue Delgado en la mencionada plataforma.

La cuenta atrás sigue su curso pues, además de las citadas condenas, ahora en tan solo ocho meses el condenado reanudará el régimen de visitas con los niños. Su madre, en declaraciones a El País, afirma que "hará lo posible" para que esto no llegue a ser una realidad. Para ello, continúa explicando que intentará "una modificación de las medidas por la vía civil, porque la penal está totalmente agotada".

"Es un desprecio absoluto hacia la infancia perdida de mis hijos. El desgaste tan brutal para algo tan básico como respetar a unos niños frente a un maltratador no arrepentido ha sido y es lo más duro", zanja Paloma Delgado, que en tan solo una semana ha conseguido ya que más de 100.000 personas firmen su petición en Change.org.​

Más noticias