Público
Público

Violencia machista El número de asesinatos por violencia de género en lo que va de año duplica al de 2018

Entre el primero de enero y el uno de mayo de este año las víctimas por esta violencia ascienden a 22, prácticamente el doble de las registradas en el mismo período de 2018 que ascendió a 12, según fuentes oficiales.

Publicidad
Media: 4
Votos: 3

Protesta contra la violencia machista. Imagen de archivo | EFE/Archivo

La violencia de género no da respiro. En lo que va de 2019 se han registrado, según cifras recogidas por la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género, un total de 22 asesinatos entre el primero de enero y el primero de mayo de este año. Esto supone prácticamente el doble de las víctimas mortales que se cobró esta violencia durante el mismo período del años pasado, que ascendió a un total de 12, según la misma fuente.

​En las primeras 13 semanas de este año un total de 18 mujeres han sido reconocidas oficialmente como víctimas de violencia de género y tres casos continúan registrados como investigados, con altas probabilidades de engrosar finalmente la macabra cifra. A este recuento hay sumar un niño de diez años, asesinado junto a su madre Santa Cruz de Tenerife (Canarias) el pasado 23 de abril.
En el mismo periodo de 2018, un total de 11 mujeres y menor han sido reconocidas como víctimas de violencia de género.

Entre los casos que están aún bajo investigación se encuentra el de Romina Celeste, una mujer de 25 años que desapareció en Lanzarote el primero de enero de este año y que había denunciado a su pareja por malos tratos habituales. Partes de su cuerpo aparecieron semanas después y su expareja permanece en prisión preventiva desde mediados de enero acusado de homicidio. Es segundo es de una mujer de 42 años, que presumiblemente fue asesinada a golpes por su marido también en Canarias (Mogan). Por último, el tercer caso que está a la espera de confirmación es el último conocido. Se trata de una mujer de nombre Juana cuyo cuerpo fue encontrado el pasado primero de mayo en Parla (Madrid) con signos de golpes y varias puñaladas. Su expareja había tenía una orden de alejamiento y había sido detenido en enero por quebrantarla y contaba con un largo historial de detenciones por diversos delitos.

En los primeros tres meses del año hay que contabilizar, además, un total de 13 huérfanos por violencia de género (15, si se cuentan los hijos de Romina, que no están aún en las estadísticas), lo que representa un importante incremento con respecto al mismo período de 2018, que ascendieron a 8.

Más de 1.000 víctimas

Desde que hay estadísticas oficiales, la violencia de género se ha cobrado en nuestro país más de 1.000 víctimas mortales. A tenor de las cifras oficiales y de los casos reconocidos, el total asciende hasta las 1019. De ellas 993 son mujeres que fueron asesinadas por sus parejas o exparejas desde el año 2003 (primero en el que se comenzó esta contabilidad), y 26 menores asesinados por sus padres o las parejas de sus madres, que comenzaron a ser contabilizados como víctimas de esta violencia desde el año 2013.

Cabe recordar que nuestro país aún sólo reconoce como víctimas de este tipo de violencias las cometidas por las parejas sentimentales de las mujeres, pero a excepción de los hijos, ningún otro familiar o acompañante se incorpora a la lista, por lo que las víctimas directas de esta violencia son, en realidad, muy superiores.

Según feminicidio.net, un proyecto que lleva desde 2010 registrando los asesinatos machistas no limitados al entorno exclusivo de las parejas, el número de feminicidios ocurridos en nuestro país sólo en lo que va de este año se eleva a 26. En 2018 esta web registró un total de 98 feminicidios, en lugar de los 48 reconocidos por las fuentes oficiales del Ministerio de Igualdad (47 mujeres y un menor).

El pacto de Estado contra la violencia de género, acordado por las distintas fuerzas políticas en el Congreso en septiembre de 2017, establece que nuestro país debe comenzar a llevar un registro de los asesinatos machistas más allá delos cometidos por las parejas. Sin embargo y a pesar de que la Delegación del Gobierno había remitido una orden a las distintas administraciones locales para su recolección, este registro aún no existe. 

Tal como reconocen diversas expertas en violencia de género, la recolección y el análisis de datos es clave para entender y atajar la violencia machista y la dejación en la obligación de recolectarlos, puede ser considerado violencia institucional.

Más noticias en Política y Sociedad