Público
Público

Violencia machista El Supremo ratifica la condena a 5 familiares de una joven por violarla y maltratarla durante 20 años

Durante el juicio, celebrado en marzo de 2017 en Vitoria, la joven relató que su padre la violó hasta que tuvo trece años, actos por los que cumplirá 15 años de cárcel

Publicidad
Media: 4.40
Votos: 5

Edificio del Tribunal Supremo. EUROPA PRESS

El Tribunal Supremo ha ratificado la condena impuesta por la Audiencia Provincial de Álava al padre, a la abuela y a tres tíos de una joven a la que agredieron sexualmente y maltrataron durante veinte años, desde que tenía seis.

La Asociación Clara Campoamor, que ejerció como acusación popular, se ha felicitado por la decisión del TS de "confirmar en su integridad" las penas impuestas por el tribunal, que suman más de 32 años de prisión, 15 de ellos para el padre, que recibió la condena más dura.

El alto tribunal entiende que hay "prueba suficiente de cargo" para condenar a los cinco acusados, y ha dado "especial credibilidad a la versión de la víctima", al tiempo que considera que la duración de las penas -que fueron aplicadas en sus extremos más altos- está "totalmente motivada", señala esta asociación en un comunicado.

De esta manera se ratifican 15 años de cárcel para el padre por un delito continuado de agresión sexual, 3 años y 5 meses para la abuela por maltrato habitual y lesiones, 2 años y 9 meses para un tío paterno por estos mismos delitos, y 5 años y 6 meses para otros dos tíos por abusos sexuales continuados, maltrato habitual y lesiones.

Durante el juicio la joven relató que su padre la violó hasta que tuvo trece años

Durante el juicio, celebrado en marzo del año pasado en Vitoria, la joven relató que su padre la violó hasta que tuvo trece años, y que lo hizo incluso con sus hermanos en la misma habitación.

También aseguró que sufrió malos tratos durante su infancia y adolescencia, que siendo mayor de edad dos de sus tíos le hacían tocamientos de manera reiterada y que su abuela la agredía y la obligaba a hacer los recados para casi toda la familia mientras vivió con ella en un piso en Vitoria. Además describió todo tipo de humillaciones e insultos.

La Audiencia Provincial de Álava dio credibilidad a la víctima, cuya declaración fue "extensa, clara, cargada de detalles" que revelaron que no había "construido un relato aprendido". Fue, concluyó el tribunal en su sentencia, un testimonio sin "ambigüedades" y "contradicciones".

La presidenta de Clara Campoamor, Blanca Estrella, considera que casos como este demuestran la importancia de la acusación popular que ejerce la asociación porque "sirve para la persecución pública de este tipo de delitos en defensa de todas las niñas y mujeres".