Público
Público
Únete a nosotros

Violencia machista Tres detenidos por secuestrar a una menor para emparejarla a la fuerza con un chico

La joven presuntamente fue obligada a tener relaciones sexuales con el más joven, de 16 años, con quien tuvo un hijo.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Foto de archivo de la Guardia Civil.

La Guardia Civil ha detenido a tres personas e investiga a otra por haber raptado a una chica de 15 años, separarla de su familia que residía en Santander y llevarla a la localidad de Valdestillas (Valladolid) para obligarla a ser la pareja de otro menor, con el que tuvo un hijo.

Todos los detenidos son miembros de una familia de nacionalidad rumana, al igual que la víctima, que fue localizada el pasado mes de abril en las inmediaciones de la estación de autobuses de Tordesillas, en Valladolid, en situación de riesgo y desamparo, según ha informado la Guardia Civil en un comunicado.

Los detenidos tienen 38, 36 y 16 años, con el que la víctima fue obligada a tener relaciones sexuales y con el que tuvo un hijo que en la actualidad tiene dos meses.

Cuando los agentes encontraron a la menor en Tordesillas, averiguaron que su padre se encontraba en Rumanía, pero pudieron localizarlo y este les explicó que su hija había sido llevada en contra de su voluntad desde Santander, donde residían, a la localidad vallisoletana de Valdestillas hacía un año y tres meses sin que hubiera tenido noticias de ella desde entonces. Además, explicó que nunca interpuso denuncia al temer represalias de esta familia.

La finalidad de esta detención ilegal era obligar a la chica a ser pareja de otro menor y que tuviera relaciones con él. La víctima sufrió malos tratos por parte de una de las personas de las detenidas, en concreto de la madre del menor, que durante el tiempo que estuvo retenida fue amenazada y controlada.

La investigación culminó con la detención de los tres implicados, más la investigación de una cuarta persona, en la vivienda habitual de todos ellos en Valdestillas, donde también se encontraba el bebé de dos meses.

Tanto la victima como su hijo se encuentran bajo el amparo de los Servicios Sociales de la Junta de Castilla y León. Los detenidos están acusados de los delitos de detención ilegal, agresión sexual y malos tratos en el ámbito familiar.

Más noticias en Política y Sociedad