Diario Público
Diario Público

La guerra para controlar lo que piensas El estremecedor vídeo que muestra lo que pasa cuando una sola empresa controla las teles locales

No es un extracto de una película basada en el Gran Hermano de George Orwell. Tampoco es un capítulo de una serie de ficción sobre un futuro distópico donde los medios de comunicación controlan el pensamiento de los ciudadanos a fuerza de repetir consignas. Es un ejemplo real y actual de cómo grandes grupos de comunicación pueden extender ideología de forma masiva e incluso con el cinismo de acusar a otros medios de mentir al público y hablar de 'fake news'.

El editor de vídeo Timothy Burke de la web Deadspin ha compartido este vídeo de un minuto y medio que muestra “cómo el mayor propietario de televisiones de América ha convertido a sus presentadores en soldados en la guerra de Trump con los medios de comunicación.

En el vídeo se puede ver cómo periodistas de cadenas locales del Sinclair Broadcast Group, que posee más de 200 canales de televisión (más que cualquier otro en EEUU) leen un guión hablando de “fake news” en las redes sociales y denunciando “la tendencia preocupante de noticias irresponsables que afectan a nuestro país”. El grupo Sinclair, con conexiones con la Casa Blanca, ha sido definido por el expresidente de la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC) de EEUU, Michael Copps, como "la compañía más peligrosa sobre la que la mayoría de la gente nunca ha oído hablar”.

El guión, repetido por decenas de cadenas de televisión de ese grupo, se convierte en un estremecedor ejemplo del poder de los grandes medios para difundir ideología gracias al montaje, que sincroniza los vídeos de diferentes presentadores repitiendo el mismo mensaje como si fuesen loros.

Con una gran dosis de cinismo, el mensaje repetido por los presentadores asegura que “desafortunadamente algunos miembros de los medios usan sus plataformas para impulsar su propio sesgo personal y su agenda para controlar exactamente lo que la gente piensa”. Y el mensaje continúa con una frase, que vista en este vídeo cobra un nuevo significado: "Esto es extremadamente peligroso para nuestra democracia”.

Lo último en Tremending

En este artículo