Diario Público
Diario Público

Twitter El hilo de Twitter que invita a los 'gamers' a reflexionar sobre tributar en Andorra: "Dadle un par de vueltas"

Continúa la polémica con los gamers y streamers que trasladan su domicilio fiscal a Andorra para pagar menos impuestos. El último en unirse a la desbandada ha sido El Rubius. El conocido youtuber ha anunciado su inminente mudanza en uno de sus directos en la plataforma Twitch, donde suma ya ocho millones de suscriptores.

"Sé que habrá gente que me critique, pero no me preocupa, hablan sin saber", afirmó El Rubius, que también señaló que lleva "10 años de su carrera pagando aquí" y que se hubiera ido "hace muchos años": "Literalmente todos mis amigos están allí", apuntó.

Bien sabido es que compañeros de profesión de El Rubius tributan desde hace meses en el país vecino. Y no es la primera vez que este asunto se convierte en el tema de conversación de otros gamers y streamers que continúan pagando al fisco español. Primero fue Ibai Llanos quién explicó por qué no se ha mudado a Andorra a través de un vídeo. Este lunes ha sido el youtuber Alex El Capo el que se ha pronunciado sobre esta cuestión.


El streamer mallorquín invita a sus compañeros de profesión a reflexionar sobre su elección a cerca del lugar en el que pagan impuestos. "Dadle un par de vueltas", espeta. Y continúa señalando que en medio de la emergencia sanitaria provocada por el coronavirus puede que suban los impuestos o que "roban mucho los políticos" aunque asegura que es consciente de que los que se dedican a este mundo tienen de "sobra para vivir".


Sin embargo, Alex El Capo recuerda que gracias a los tributos siguen funcionando los servicios públicos, como la sanidad, de los que todos nos beneficiamos.


Y llama a la responsabilidad de sus compañeros de profesión volviendo a incidir en que ganan "mucho más de lo necesario": "Y olé, bien por nosotros. Quizá es momento de ser responsable con el resto".


Por último, el gamer ha señalado que sus palabras no pretenden criminalizar a nadie, si no interpelar a aquellos colegas de profesión que duden sobre este asunto.