Un hilo de Twitter salva la vida de una niña y de su padre

Por

Un hilo de Twitter del médico pediatra José María Lloreda salvó la vida de una niña y de su padre.

Publicado en 2020, Lloreda recuerda que aquel verano entró en urgencias una niña de doce años con un fuerte dolor abdominal.

Luego, el facultativo del Hospital General Universitario Santa Lucía de Cartagena explica los pasos que siguieron, hasta dar con la causa de los dolores.

La niña padecía el síndrome de Peutz-Jeghers, una afección genética que provoca el desarrollo de tumores no cancerosos en el aparato digestivo.

Meses después de escribir el hilo, una tuitera publica en Twitter:

El doctor José María Lloreda había salvado la vida de su marido y de su hija.

Ese "pequeño gesto" que le cambió y le salvó la vida a la familia de @dibujosdenube fue difundido por Redacción Médica, que la entrevistó.

"No podía dar crédito. Yo no soy médico pero la clínica que describía coincidía. Mi marido tuvo una invaginación hace 13 años por la que fue a urgencias. Tiene, al igual que mi hija, esas pigmentaciones en los labios", declaró la tuitera.

Entonces, le mandó una foto de su hija a José María Lloreda. Cuando la vio, no dio crédito: "Ese día le dije que tenía que ir a su pediatra o a su médico con el nombre de la enfermedad y contando los antecedentes. Incluso al médico del padre si no le hacían caso", manifestó Lloreda a Redacción Médica.

Y, efectivamente, en el hospital confirmaron su diagnóstico: la niña padecía el síndrome de Peutz-Jeghers.

"No suelo decir nada porque muchas veces no lo sé y en el resto creo que no debo opinar sin conocer el caso", declaró el médico. Sin embargo, en este caso "había un motivo grave de fondo", por lo que no dudó en derivarla a un especialista.

"A veces Twitter sirve para algo", como dice Lloreda, que ha respondido al agradecimiento de la tuitera, quien ha preferido permanecer en el anonimato.

Más de Tremending