6 ciudades sumergidas que pueden visitarse

/

Hay destinos únicos en el mundo que no están en tierra firme. Muchos de ellos, como los barcos, las villas y las ciudades sumergidas, han sido descubiertos gracias a la labor de los arqueólogos submarinos, que nos muestran así nuestro patrimonio y nos desvelan la historia de tiempos mucho más antiguos.

Es posible viajar y descubrir algunos de esos lugares que se encuentran bajo las aguas, los cuales no tendrán secreto para ti si te animas a practicar submarinismo y a bucear en la zona, aunque hay otros que puedes admirar desde la orilla. Toma nota de estas seis ciudades sumergidas que pueden visitarse en distintos lagos y océanos del mundo, en las que descubrir vestigios increíbles.

Alejandría (Egipto)

Palace of Cleopatra
Fuente: YouTube/ celticrose2 (the celtic rose)

Sin duda, esta es la más famosa de todas las ciudades sumergidas que puedes visitar en el mundo. Los restos arqueológicos de la mítica Alejandría pueden descubrirse a través de distintas empresas de turismo de la región que ofrecen la posibilidad de sumergirse en el Mediterráneo. De tal manera, podrás asombrarte ante sitios como el palacio de Cleopatra.

La excursión a la antigua ciudad parte de El Cairo y puede incluir con anterioridad un curso preparatorio en el Centro de Buceo de Alejandría. Así que si no has buceado nunca, tampoco será un problema.

Baia (Italia)

Baiae
Fuente: Wikimedia/Ruthven CC0 1.0

Otra ciudad de la antigüedad que terminó sumergida y puedes descubrir sin salir de costas europeas es Baia (Italia), en el golfo de Nápoles. Este sitio era una especie de lugar de vacaciones frecuentado por los más altos miembros de la sociedad romana. No obstante, la actividad volcánica de la zona y sucesivos terremotos provocaron que Baia terminara sepultada bajo las aguas.

El Parque Submarino Arqueológico de Baia cuenta con varios lugares de buceo a baja profundidad, entre los que destacan el ninfeo sumergido del emperador Claudio, el Portus Julius, la Villa dei Pisoni del siglo I a. C., la Villa a Protiro, Secca delle Fumose y la Villa Marítima de Marina Grande. Puedes visitar el parque apuntándote a las expediciones que ofrece el Centro Sub Campi Flegrei. Es posible reservar inmersiones para buzos experimentados o pruebas de buceo para principiantes a través de su sitio web.

Shicheng (China)

Ciudades sumergidas: Shicheng
Fuente: Wikimedia/Nihaopaul CC BY-SA 3.0

En China, una de las ciudades sumergidas más fascinantes del mundo se encuentra bajo las aguas de un lago. Nos referimos al lago Qiando, en la provincia de Zhejiang, en el que puedes bucear para admirar la ciudad de Shicheng, que se fundó hace más de 1300 años. Aunque debes de tener en cuenta que esta inmersión es para buceadores aventajados, ya que se encuentra entre 30 y 40 metros de profundidad.

Shicheng es conocida como la Atlántida del Este y son varias las compañías y empresas de buceo que ofrecen la posibilidad de sumergirse para visitarla, debidamente acompañados por guías experimentados. Se aconseja efectuar la expedición en primavera o verano, cuando la temperatura de las aguas es más cálida.

Kaliazin (Rusia)

Kalyazin
Fuente: Wikimedia/Александр Байдуков CC BY-SA 4.0

Sin embargo, no siempre es necesario mojarse para vislumbrar algo de una de las ciudades sumergidas. Tal sucede con la ciudad antigua de Kaliazin (Rusia), fundada en el siglo XII, que quedó bajo las aguas tras la construcción del embalse Úglich en el año 1940. Pero sobre la superficie se alza majestuoso el campanario de la catedral de San Nicolás, que convierte el lugar en uno de los destinos favoritos en la zona para los amantes de la fotografía de paisajes.

Sant Romà de Sau (España)

Sant Romà de Sau
Fuente: Wikimedia/DagafeSQV CC BY-SA 3.0

De forma similar a la catedral rusa, en España son muchos los pueblos que desaparecieron debajo de las aguas de un embalse y alguno de ellos todavía nos deja contemplar los restos de su belleza. Así, si te acercas hasta el municipio catalán de Vilanova de Sau, en la comarca de Osona, podrás contemplar la iglesia de San Romà de Sau, cuyo campanario emerge creando una imagen de auténtica fantasía. En época de sequía este templo del siglo XI y estilo románico lombardo reaparece y queda por completo al descubierto.

Port Royal (Jamaica)

Jamaica
Fuente: Wikimedia/ Raychristofer CC BY-SA 4.0

Si dejamos atrás Europa y cruzamos el océano, hay una ciudad sumergida sobre la que abundan las leyendas y en la que la historia de los piratas tiene especial protagonismo. Nos referimos a Port Royal, que fue fundada a principios del siglo XVI por los españoles en la bahía de Kingston, en la hermosa isla de Jamaica.

Pero la zona antigua del Port Royal que puedes visitar hoy en día sobre tierra firme es una pequeña parte de lo que fue. El resto está bajo las aguas, debido a un enorme terremoto en el año 1692. La ciudad sumergida puede visitarse acompañados de guías autorizados pertenecientes a Yardie Environmental Conservations. Las expediciones se ofrecen tanto para la práctica de snorkel como la de buceo.

Silvia Pato

Escritora y redactora gallega. Autora de los libros Las nueve piedras y El Libro del Único Camino, así como de numerosos relatos en revistas de género, colabora asiduamente con sus artículos y columnas de opinión en diversos medios digitales. Con la pasión y la curiosidad que la caracterizan, descubre el mundo a través de su historia, su cultura, sus lugares y sus gentes para difundir y compartir todo tipo de sensaciones y hallazgos. Porque todo viaje comienza con un solo paso.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.