Madrid, Sevilla o Barcelona son algunas de las ciudades que más viajeros reciben al año, pues tienen encanto, un bonito patrimonio arquitectónico e innumerables posibilidades de ocio. Sin embargo, eclipsan a otras muchas, haciéndolas pasar inadvertidas ante los viajeros, que igualmente ofrecen un buen número de atractivos y, en muchos casos, poco o nada tienen que envidiarles. Hoy dejamos a un lado los tópicos y los prejuicios turísticos y visitamos cinco ciudades españolas poco concurridas que se merecen una oportunidad viajera.

1Zamora

Fuente: Wikimedia/By Fotografiamartincaballero CC BY-SA 3.0

Aunque despierta poca curiosidad turística, esta ciudad, cruzada por el río Duero y abrazada por las antiguas murallas medievales, tiene muchísimo que ofrecer. Atesora 23 iglesias románicas, que le han hecho valedora del calificativo de ciudad del Románico, una Semana Santa declarada de Interés Turístico Internacional, una preciosa catedral románica, un imponente castillo, que forma parte del Patrimonio Histórico Español, y un legado modernista único, que la hacen parada ineludible de la Ruta del Modernismo Europeo.

Sin olvidarnos de su gastronomía, que es humilde, contundente y rica en sabores de la tierra, en la que la sopas de ajo, el arroz a la zamorana o el dos y pingada son sus platos más representativos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.