Viajar es algo que a todas las personas les gusta, pero no todos los viajes que se realizan son por placer, muchos son por negocios, trabajo o cuestiones familiares. Los dos puntos neurálgicos que mueven más tráfico en España son Madrid y Barcelona, debido a su atractivo turístico, su impulso económico y su población. Como sabemos, además son ciudades que bien merecen una visita, cargadas de monumentos y museos, que motivan a muchas personas a pasar varios días en ellas.

Para poder moverse de manera frecuente entre ambas ciudades es necesario organizarse de manera correcta y funcional y, para ello, existen páginas como virail  ,que ayudan a averiguar cuál es el mejor y más rentable transporte que se puede elegir.

A continuación se hará un análisis de las ventajas de elegir cualquier opción de desplazamiento: autobús, tren, avión y coche compartido. Estas cuatro opciones son las más usadas por los usuarios de manera regular y todas ellas aportan una serie de ventajas e inconvenientes, pero al final del análisis deberá ser el usuario quien decida cuál es la mejor opción para él.

Maleta
Maleta

¿Cómo viajar de Madrid a Barcelona? Tren, autobús o avión

Existen diferentes medios para viajar entre Madrid y Barcelona, y cada uno se adapta a una serie de necesidades diferentes, solo se debe saber cuántos días vas a estar fuera y la web virail te recomendará las mejores opciones.

Ventajas de viajar en autobús

Viajar en autobús puede ser una opción muy beneficiosa, aunque muchos no lo piensen:

  • Precio: si se compara con viajar en tren o en avión, el billete de autobús suele ser mucho más económico que los demás, el ahorro puede ser de hasta un 60%. Es por eso que si se realiza muy a menudo ese tramo, a la larga, viajar en autobús supondrá un ahorro asegurado.
  • Es cómodo: los autobuses actuales se han modernizado mucho, han implantado asientos muy cómodos y amplios para que los viajeros puedan descansar durante todas las horas que dura el recorrido. Además dan la posibilidad de comer en ellos, de recargar los dispositivos móviles y hasta acceder a conexión WIFI.
  • Horarios: la frecuencia de horas de las que disponen los servicios de autobús permite que cualquier persona realice el viaje cuando quiera. Además se puede reservar con antelación o comprar el billete a última hora, eso no afectará ni al precio ni al viaje.
  • Facilidad: cada vez más plataformas ofrecen la oportunidad de adquirir billetes y comparar precios.

Ventajas de viajar en tren

Viajar en tren es quizás una de las opciones favoritas de los ciudadanos:

  • A diferencia de lo que ocurre en el resto de los medios de transporte, los trenes siempre suelen viajar a través de parajes naturales, lo que hace que las vistas sean siempre hermosas.
  • Cuida el medio ambiente: los trenes son mucho más ecológicos que cualquier otro transporte, pues son eléctricos. Este dato es muy relevante para las personas que tienen una gran conciencia medioambiental.
  • Alto número de opciones: las estaciones de trenes suelen encontrarse en los centros de las capitales. Además cuentan con varios intercambiadores, lo que permite que los viajeros tomen de manera rápida y sencilla otro medio de transporte una vez bajen del tren,.
  • La comodidad: los trenes de media o larga distancia ofrecen cómodos asientos, baños e incluso bar, permitiendo que los usuarios se levanten y paseen por él. Además suelen contar con WIFI y enchufes eléctricos.
  • Seguridad: los viajes en tren son más seguros que cualquier otro transporte, porque no está afectado por el tránsito de otros medios. No existen cortes ni rutas alternativas, el tren solo puede ir y volver por su propia vía. Además el acceso a ellos está muy vigilado y controlado.

Ventajas de viajar en avión

El avión fue la gran revolución en lo que a medios de transporte se refiere, porque es capaz de unir ciudades y continentes en pocas horas.

  • Es el medio más seguro: existen más accidentes de coche que de avión, lo que lo convierte en una opción confiable para realizar largas distancias.
  • La rapidez: quizás sea la ventaja más evidente que existe. Con un avión se puede cruzar de un lado a otro de la tierra en cuestión de horas. El ahorro de tiempo que supone su uso lo convierte en una de las opciones favoritas de los viajeros, ya sea para desplazamientos largos como cortos.
  • Variedad de precios: actualmente, gracias a las aerolíneas de bajo costo, los precios se han vuelto mucho más competitivos y se pueden encontrar billetes a precios muy bajos, lo que supone ampliar las posibilidades de vuelo de los clientes.
  • Comodidad: al ser un modo de transporte muy rápido, los pasajeros pasan menos horas en los asientos que si eligieron otro medio. Esto ayuda a que el viaje sea más cómodo.

Ventajas de viajar en coche compartido

El coche compartido es una de las opciones que más adeptos ha ido ganando en los últimos años. En el caso del trayecto Madrid – Barcelona, suele tardar entre 6 horas y 10 minutos o 6 horas y 50 minutos, dependiendo de la ruta elegida por el conductor:

  • El precio, de lo más competitivo. En la mayoría de los casos los conductores de Blablacar entre Madrid y Barcelona ofrecen tarifas más baratas que el autobús. Aún así, hay que estar atentos porque algunas veces merece más la pena viajar en autobús.
  • Conocer nuevas personas: si hay suerte con el conductor, la conversación que se puede establecer en el coche puede ser de lo más interesante. De hecho, en más de una ocasión se han forjado grandes amistades a bordo de un coche compartido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.