Pocas actividades son tan gratificantes como surcar los mares a bordo de una embarcación. Adquirirla es prohibitivo, no solo por el precio de la compra, sino también por todo lo que acarrea posteriormente: mantenimiento, amarre, etcétera. Es por ello que la mayoría de los españoles que quieren disfrutar al máximo del mar, optan por el alquiler de embarcaciones.

Para conseguir barcos en alquiler a buen precio, es recomendable realizar la reserva con varios meses de antelación. Pues muchas agencias ofrecen descuentos y promociones en los meses de invierno u otoño, incluso para quienes desean navegar en plena temporada alta.

Grandes descuentos para fomentar la actividad náutica

Veleros
Veleros

De la misma manera en que los hoteles emplazados en destinos de sol y playa lanzan promociones al finalizar el verano con el objetivo de atraer a huéspedes, una estrategia similar ponen en práctica las agencias de alquiler de embarcaciones. Como es el caso de Nautal, empresa especializada en el chárter náutico, que con descuentos muy atractivos pone a disposición de navegantes, tanto veteranos como amateurs, e incluso sin ningún tipo de experiencia ni licencia, más de 23.000 barcos en alquiler alrededor del mundo.

El sector del chárter náutico, al igual que otras industrias, experimenta notables subidas de precios cuando la demanda de sus servicios se ve incrementada y la oferta de embarcaciones es baja, pues muchas personas reservan con antelación. Sobretodo barcos como los catamaranes que ya en los meses de enero y febrero son reservados casi en totalidad pero para navegar en julio y agosto.

Es que muchos amantes del mar y principiantes a quienes les llama la atención la posibilidad de poder navegar libremente, se decantan por planificar las actividades vacacionales, escapadas de fin de semana y salidas de otra índole anticipadamente con el principal objetivo de que el coste total sea más asequible. A la vez que conseguir la embarcación que les gusta en el puerto que lo desean.

Ventajas adicionales de reservar con antelación y optar por la temporada baja

Los usuarios que tienen la suerte de llevar años alquilando embarcaciones coinciden en afirmar que la mejor combinación, en términos económicos, consiste en tramitar las reservas con varios meses de antelación y elegir fechas de navegación de temporada baja.

 

El primer beneficio derivado de las reservas anticipadas reside en la disposición de una mayor flota. De esta manera los clientes se ven capaces de escoger la embarcación ideal con la que desean recorrer parte del Mediterráneo, el Cantábrico y tantos otros mares plenamente disfrutables en cualquier época del año.

Otra ventaja, si se elige la primavera, el otoño o el invierno para vacacionar en el mar, habrá menor actividad y turistas en la costa. En temporada baja o media, no hay tanta concurrencia de viajeros y barcos, y las bellas calas pueden ser disfrutadas en todo su esplendor. Se puede maniobrar mejor y disfrutar en todo sentido de gran tranquilidad.

A todo esto, al placer de navegar, hay que sumar la posibilidad de disfrutar de vistas privilegiadas y totalmente únicas, un espectáculo natural que tu memoria nunca olvidará y, además, al mejor precio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.