A la hora de preparar un viaje para que salga a la perfección entran en juego muchos factores que es mejor tenerlos bajo control desde el primer momento, para de esta forma evitar posibles imprevistos que arruinen el viaje. Para evitar problemas es imprescindible una buena planificación, cuando se trata de viajar en tren hay que ser precavido y comprar los billetes de tren con la mayor antelación posible, de igual forma que se haría en el caso de viajar en avión.

Trenes
Trenes

Consejos a la hora de organizar un viaje en tren

Planifica los lugares a visitar

En primer lugar, hay que decidir el destino y los puntos de más interés que se quieren visitar. Puede parecer una tontería el decidir qué se quiere visitar con tanta precisión cuando aún se está planificando el viaje pero es un punto clave para una buena planificación pero esto ayudará en los siguientes pasos. Un tip en este punto es anotar la zona a visitar, por ejemplo, el País Vasco. El siguiente paso es decidir qué puntos nos interesa de estas comunidades, siguiendo con el ejemplo anterior anotaremos Bilbao, Vitoria, San Sebastián y San Juan de Gaztelugatxe. Es importante ser realista a la hora de anotar estos puntos de visita clave y tener muy presente los días que se van a estar de viaje, una buena técnica es anotar un sitio para visitar cada dos días, para de esta forma dar margen a la improvisación o planes alternativos.

Adquiere los billetes de tren y AVE con antelación

El segundo paso que se va realizar es adquirir los billetes AVE, en este caso con la lista en mano de los lugares a visitar hay que acceder a la página web de la compañía de trenes y comprar los billetes necesarios, en el ejemplo anterior necesitaríamos un tren desde el punto de salida (supongamos que es Madrid) hasta el más cercano que se tiene anotado en la lista, en este caso sería Vitoria, y luego desde Vitoria enlazar con el resto de lugares a visitar del País Vasco. Un ejemplo de trayectos a realizar sería:

  • De Madrid a Vitoria
  • De Vitoria a San Sebastián
  • De San Sebastián a Gaztelugatxe
  • De San Juan de Gaztelugatxe a Bilbao

Puede que se dé el caso de que no haya un tren directo al destino que queremos o que simplemente no existan trenes que viajen hasta ese lugar, un ejemplo sería San Juan de Gaztelugatxe, en estos casos no debe cundir el pánico, tan sólo hay que buscar un poco más en cómo llegar, esto puede traducirse en hacer una combinación de varios trenes o incluso combinar trenes y autobuses que nos lleven a los lugares más recónditos.

Planifica el resto del viaje con tranquilidad

Lo cierto es que los pasos críticos son los dos anteriores a la hora de planificar un viaje en tren, pues hay que tener en cuenta los horarios y las líneas que se pueden tomar en los lugares a visitar, por lo tanto una vez se han realizado  esos pasos con éxito ahora sólo falta hacer una pequeña búsqueda por internet de sitios que queden cerca de los puntos clave (Bilbao, Vitoria, San Sebastián…) que sean de interés visitar, un ejemplo pueden ser pueblos con encanto, lagos, parques naturales y demás, aquí es dónde cada persona personaliza su viaje cuanto quiera en función a sus gustos e intereses.

 

Ahora es importante tener en cuenta determinados puntos clave para cuando llegue el momento de subirse al tren y emprender la aventura.

  • Si tienes los billetes comprados con antelación puedes ir a la estación de tren una media hora antes, es tiempo de sobra pues sólo tienes que fijarte en qué andén estará el tren y poco más, pero si no has sido precavido y no has comprado el billete antes de ir a la estación lo más recomendable es que vayas con un par de horas de antelación ya que pueden surgir muchos imprevistos que te hagan perder el tren antes de tan siquiera comprar el billete.
  • Una vez dentro del tren, asegúrate de acomodar bien tu equipaje para no tener que preocuparte por él durante el trayecto.
  • En viajes largos es crucial llevar ropa cómoda y algún tipo de pasatiempo que ameniza el trayecto, nadie quiere estar seis horas en un tren mirando al de enfrente sin nada que hacer.
  • Cuando falte una parada para llegar a tu destino empieza a ponerte en movimiento, localiza tu equipaje, cógelo y dirígete a la puerta de salida, no esperes a hacer esto cuando el tren haya parado ya o corres el riesgo de que no te dé tiempo a salir.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.