La mejor forma de conocer la esencia de un destino es paseándolo, dejando que nuestro instinto viajero nos guíe de una calle a otra y así descubrir rincones con encanto y lugares insospechados. Una forma genuina de adentrarse en el alma y la realidad de una ciudad, en su latir y bullir diario y, también, en el modo de vivir de sus habitantes. Sin embargo, este propósito a menudo se ve empañado por el trajín de coches que circulan por su callejero, el cual nos hace estar más pendientes de nuestra propia seguridad que de lo que nos rodea, desluciendo sobremanera nuestro viaje. Por suerte, hay ciudades creadas a medida para los transeúntes, en tanto que disponen de un entramado urbano con abundantes zonas peatonales. ¿Cuáles son?

2Granada

Fuente: Wikipedia.
Fuente: Wikipedia.

La antigua capital de reino Nazarí goza de reconocimiento mundial gracias a la suntuosa Alhambra. Sin embargo, Granada también puede vanagloriarse de tener uno de los entramados urbanos con mayor amplitud peatonal de España, ya que cuenta con 91 kilómetros. El centro urbano tiene acceso restringido al tráfico, permitiendo disfrutar sosegadamente de joyas como la catedral, la Capilla Real o la Madraza, así como del tapeo, que aquí es todo un arte. Eso sí, para visitar los emblemáticos barrios de AlbaicínSacromonte, ver las casas-cueva o acceder al popular mirador de San Nicolás tendrás que hacer acopio de energía y fuerza, pues hay que subir empinadas cuestas.