Los monumentos más antiguos de España

//

La geografía española guarda una vasta colección de construcciones monumentales, obra de las diferentes culturas y pueblos que la han habitado. Constituyen valiosos testigos del pasado y, al mismo tiempo, una oda a la belleza y la historia, lo que los convierte en tesoros sumamente importantes. Incluso, algunos ostentan el honor de ser los más antiguos. ¿Sabes cuáles son?

Dolmen de Menga en Antequera

Fuente: Wikepedia.
Fuente: Wikepedia.

Con más de 6.000 años de antigüedad, este monumento megalítico ubicado en la localidad malagueña de Antequera puede presumir de ser uno de los más antiguos del país. El valor histórico y cultural y su monumentalidad lo convierten en un referente del sistema megalítico europeo. Además, lo han hecho valedor del reconocimiento de Patrimonio Mundial y Bien de Interés Cultural.

La Giralda de Sevilla

Fuente: Pixabay.
Fuente: Pixabay.

El antiguo minarete convertido en torre-campanario que jalona la catedral de Santa María de la Sede de Sevilla, el monumento gótico con mayor superficie del mundo, se levantó durante el periodo almohade, en torno a 1184, aunque el remate superior data del siglo XVI. Además de ser uno de los más añejos, constituye uno de los iconos de la capital hispalense gracias a la belleza arquitectónica y el interés que suscita la veleta que lo decora, popularmente conocido como el giraldillo.

Mezquita de Córdoba

Fuente: Pixabay.
Fuente: Pixabay.

Entre el laberinto de calles enrevesadas que recorren Córdoba se cuela esta construcción, una de las más antiguas de cuantas integran el patrimonio monumental español. Comenzó a construirse en el año 786, tras la expoliación y apropiación de la basílica de San Vicente Mártir por parte de los musulmanes, quienes tenían la intención de crear un espacio para la oración. Está declarada Patrimonio de la Humanidad y Bien de Interés Cultural y, además, constituye uno de los símbolos inexcusables de la arquitectura omeya.

La Alhambra de Granada

 

Fuente: Flickr.
Fuente: Flickr.

Granada guarda otro de los monumentos más vetustos del país: la Alhambra. De esta abrumadora ciudad palatina se tiene constancia desde el siglo IX, pero fue en el XIII, época de mandato de Mohamed I, cuando comenzaron a edificarse las construcciones que hoy la integran como la Alcazaba y la torre del Homenaje. Durante el reinado de sus sucesores se levantaron el resto de los palacios y edificios que componen esta monumental obra andalusí, salvo el Palacio de Carlos V, que fue construido en época de Carlos I, nieto de los Reyes Católicos.

Acueducto de Segovia

Fuente: Pixabay.
Fuente: Pixabay.

Erigido en el siglo II a.C., a comienzos del reinado de Adriano, no solo es una de las construcciones españolas que más años carga a sus espaldas, sino que también constituye una de las obras de ingeniería civil más grandiosas de cuantas idearon los romanos. Sirvió para traer agua a la ciudad castellana desde un manantial de la Acebeda, ubicado a unos 20 km. Está declarado Patrimonio de la Humanidad y constituye el símbolo por antonomasia de Segovia.

Monasterio El Escorial

Fuente: Wikipedia.
Fuente: Wikipedia.

La primera piedra de este suntuoso complejo religioso se colocó en 1563, si bien es cierto que las obras no concluyeron hasta 1584. Felipe II se lo encargó construir a Juan Bautista Toledo para conmemorar la victoria en la batalla de San Quintín sobre las tropas francesas. Además de antigüedad, muestra una decoración inusitada que rinde honor a la sobriedad y que conllevó el paso del plateresco renacentista al clasicismo desornamentado.

Catedral de Santiago de Compostela

Catedral de Santiago
Fuente: Wikimedia/By Jrjunior223 CC BY-SA 4.0

Esta catedral, ubicada en la concurrida plaza del Obradoiro, comenzó a construirse en 1075, época de reinado de Alfonso VI, para albergar los restos del apóstol Santiago descubiertos a comienzos del siglo IX. Desde entonces, la catedral santiaguesa no solo constituye uno de los lugares de peregrinación más importantes de la cristiandad, sino también una oda al eclecticismo estilístico, como buena cuenta de ello lo dan el barroco que muestran la fachada del Obradoiro y el románico del Pórtico de la Gloria.

La Sagrada Familia

Fuente: Flickr.
Fuente: Flickr.

La construcción de este icono modernista comenzó en 1882 de la mano de Francisco de Paula, quien posteriormente cedió el testigo a Gaudí. La muerte del genio en 1926 impidió la conclusión de la obra, de hecho, aún sigue sin finalizar, lo que la ha llevado a ocupar los primeros puestos de las catedrales que más han tardado en construirse, con permiso de la de Toledo que implicó 287 años.

Sonia Fernández

Historiadora y redactora zamorana. Comencé a escribir por casualidad hace siete años y hoy, quién me lo iba a decir, se ha convertido en una de mis grandes pasiones. Esto me ha enseñado que lo importante no es recorrer el camino, sino disfrutar de lo que la vida te brinda en el trayecto.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.