El verano es la época en la que más viajes realizamos. La temporada de vacaciones está marcada en el calendario desde principios del año. El momento perfecto para disfrutar de un merecido descanso con nuestra familia. Sin embargo, también es uno de los momentos en los que más interrogantes nos surgen en el momento de desplazarnos por nuestra ciudad de destino.

Especialmente en ciudades del tamaño de Barcelona, en las que, por su extensión, es complicado desplazarse de un punto a otro caminando, son muchas las dudas que nos surgen cuando se trata de cubrir estos desplazamientos. A continuación, las principales.

El taxi, la opción perfecta

El taxi es una de las mejores opciones cuando se trata de disfrutar de una ciudad sin tener que caminar en exceso o soportar las altas temperaturas típicas de estas alturas del año. Los taxis en Barcelona son muy reconocibles a simple vista, gracias a sus colores: característicos por el negro y el amarillo que acaparan toda la atención.

Pese a que en los últimos años han existido una gran cantidad de opciones cuando se trata de solicitar este tipo de servicios, como las diferentes aplicaciones dedicadas a ellos, la realidad es que una de las vías más eficientes para su contratación son las Páginas Amarillas. Una simple consulta es suficiente para identificar cuáles son las principales paradas con las que cuenta la ciudad, así como los servicios que ofrece este tipo de transporte: como el pago con tarjeta o la posibilidad de hacer una reservacon antelación.

Moverse por la ciudad

El taxi continúa posicionado como una de las opciones preferidas por los habitantes de la ciudad para cubrir sus desplazamientos más comunes. Por lo que, para los turistas, también es la mejor opción.

Desplazarse por Barcelona en metro

Además del taxi, son otras las opciones que nos ofrece la Ciudad Condal para disfrutar de nuestra visita a ella. Una de ellas es el metro, cuya principal ventaja es la rapidez que ofrece en el momento de cubrir los desplazamientos más cotidianos. La ciudad de Barcelona cuenta con una amplia red de transportes subterráneos, perfectamente comunicada con los principales puntos de la capital catalana.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que, especialmente en esta época del año, son muchas las colas que tenemos que soportar, así como las aglomeraciones que, en las líneas principales, suelen centrar toda la atención.

Las líneas de autobús

Además de las dos opciones presentadas anteriormente, el autobús también es otro de los principales medios de transporte que se pueden utilizar en nuestra visita a la ciudad. Son muchas las líneas que ofrece la ciudad de Barcelona, capaces de unir los principales atractivos turísticos por medio de las diferentes opciones que se nos presentan. Además, una de las grandes particularidades que ofrece es que también tiene un servicio nocturno con el que podrás seguir visitando la ciudad aún cuando sea de noche.

El principal hándicap con el que cuenta este servicio es que la frecuencia de paso, especialmente en verano, no siempre es la que nos gustaría.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.