Qué ver en Estocolmo en 3 días

//

Estocolmo es una de las ciudades más bonitas y románticas de Europa. La capital de Suecia se extiende como una hermosa dama del Báltico a lo largo de sus 14 islas en un ambiente realmente mágico. Un destino que siempre deslumbra y que cada vez que lo visitamos nos tiene preparado algo único y diferente.

¿Tienes al menos tres días para visitar Estocolmo?

Día 1

Mañana

Comenzamos el primer día disfrutando de un paseo por la Gamla Stan (la ciudad vieja). Un rincon con encanto lleno de estrechas callejuelas y edificios rojos y amarillos, muy típicos en Suecia, que desembocan en la preciosa plaza Stortorget. Además, puedes ver a tu paso algunas iglesias, especialmente la Catedral de Estocolmo, y perderte en las tradicionales tiendas de artesanía sueca de las calles Vasterlangattan y Oster Langgatan.

Por cierto, no te pierdas tampoco el cambio de guardia frente al Palacio Real, que tiene lugar a las 12.00 del mediodía y dura unos 30 minutos. Después puedes, precisamente, entrar en el interior del palacio, que es realmente impresionante (aunque lo más aconsejable es dejar la visita para después de comer). Otra opción, si así lo deseas, es visitar el Museo Nacional.

Tarde

La tarde del primer día la puedes dedicar a visitar el interior del Palacio Real, recorriendo la Capilla Real, la habitación donde murió Gustavo III, la Galería de Karl XI, la Armería Real y todos los impresionantes salones de esta estancia. Te darás cuenta que podrás dedicarle prácticamente toda la tarde a este impresionante edificio.

Al salir del palacio, puedes ir a tomar una copa al Ice Bar situado en el interior del Ice Hotel Estocolmo. Un local en el que vivirás una experiencia realmente curiosa, ya que durante todo el año está a -7 grados centígrados. Allí dentro todo es de hielo, hasta los vasos.

Día 2

El segundo día lo comenzaremos visitando la hermosa isla de Djugarden, situada dentro del Ekoparken, el parque urbano de Estocolmo. En esta isla se halla el Museo Skansen, un museo al aire libre inaugurado en 1891 y que cuenta con 150 edificios antiguos (granjas, casas, tiendas, iglesias, talleres, etc…) que reproducen la vida de Suecia siglos atrás.

Después de visitar Skansen, te recomendamos tomar un café en los Jardines Rosendals, un lugar que es toda una institución para los suecos. Rodeados de una exuberante naturaleza, es un escenario muy romántico. En invierno, bajo la nieve, tiene una belleza asombrosa.

Estocolmo
Estocolmo

Tras este pequeño descanso, turno para visitar el Museo Vasa, donde vas a poder contemplar el impresionante buque de guerra del siglo XVII que da nombre al museo. Este barco se hundió el 10 de agosto de 1628, pero fue recuperado de las aguas. Te va a impresionar tanto verlo como escuchar su historia.

Si vas con niños y tienes tiempo, al lado del Museo Vasa se halla Junibacken, un espacio dedicado en exclusiva a la autora de cuentos infantiles Astrid Lindgren, la creadora de Pippi Calzaslargas. Otra opción es acercarse hasta el Aquaria Museum. Así a buen seguro completarás este segundo día en Djugarden.

Día 3

El tercer día te puedes levantar pronto e ir hasta el maravilloso Palacio Drottningholm, el Versalles sueco. No es necesario que visites el interior, ya que tan sólo el edificio en sí y los alrededores merecen la pena. Su jardín inglés es una auténtica maravilla.

Tras la visita al palacio, puedes ir hasta el barrio de Sodermalm, al sur de Estocolmo, conocido por sus tiendas de diseño. Si lo tuyo no son las compras, prepara tu cámara de fotos para visitar Fotografiska, un museo en la línea de la costa de Fjallgatan y que ofrece unas maravillosas vistas de la Gamla Stan y Djugarden.

La tarde de este último día la puedes dedicar a ir a ver el Ayuntamiento (Stadshuset) y su Sala Azul, el lugar en el que se lleva a cabo cada año el tradicional banquete para la entrega del Premio Nóbel. La torre del Ayuntamiento, de 106 metros de altura, domina todo el horizonte de la ciudad. Sube los 365 peldaños de la escalera y prepárate a contemplar Estocolmo a tus pies.

Como puedes comprobar, hay muchas cosas interesantes que poder ver y hacer en Estocolmo en tres días. Tal vez no sea tan turística como Londres o París, pero sin embargo se trata de una ciudad que te espera con innumerables secretos y sorpresas y de la que regresarás totalmente enamorado.



Booking.com

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.