Los mercados constituyen el modo más saludable de llenar la despensa, pero también son un punto de parada ineludible para los más foodies y los devotos del turismo gastronómico. Permiten disfrutar de la gastronomía y los productos más típicos que cada estación regala a las distintas regiones del globo, por lo que son los aliados perfectos a la hora de darnos un capricho culinario. Incluso, algunos se encuentran en el interior de edificios increíbles, lo que incrementa aún más su atractivo. Recorremos los mercados que bien merecen una visita.

1Mercado de Ballaró en Palermo (Sicilia)

Fuente: Flickr.

Los amantes del pescado encontrarán el paraíso en este mercado, que ostenta el honor de ser uno de los más antiguos de Palermo. Los puestos están diseminados por las antiguas callejuelas adoquinadas de la zona vieja y regentados por palermitanos vociferantes anhelosos de vender su mercancía. El pesce es el auténtico protagonista, del que es posible encontrar cualquier clase que habite en los fondos del Mediterráneo occidental, aunque también hay una amplia selección carnes, verduras y frutas. Sin olvidarnos de los puestos donde venden delicias palermitanas como panelle o bolas de arroz fritas  rellenas de queso y carne.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.