Siete mercados en el mundo que merecen una visita

//

Los mercados constituyen el modo más saludable de llenar la despensa, pero también son un punto de parada ineludible para los más foodies y los devotos del turismo gastronómico. Permiten disfrutar de la gastronomía y los productos más típicos que cada estación regala a las distintas regiones del globo, por lo que son los aliados perfectos a la hora de darnos un capricho culinario. Incluso, algunos se encuentran en el interior de edificios increíbles, lo que incrementa aún más su atractivo. Recorremos los mercados que bien merecen una visita.

Mercado de Ballaró en Palermo (Sicilia)

Fuente: Flickr.
Fuente: Flickr.

Los amantes del pescado encontrarán el paraíso en este mercado, que ostenta el honor de ser uno de los más antiguos de Palermo. Los puestos están diseminados por las antiguas callejuelas adoquinadas de la zona vieja y regentados por palermitanos vociferantes anhelosos de vender su mercancía. El pesce es el auténtico protagonista, del que es posible encontrar cualquier clase que habite en los fondos del Mediterráneo occidental, aunque también hay una amplia selección carnes, verduras y frutas. Sin olvidarnos de los puestos donde venden delicias palermitanas como panelle o bolas de arroz fritas  rellenas de queso y carne.

Mercado de San Miguel, Madrid

Fuente: Wikipedia.
Fuente: Wikipedia.

Abrió sus puertas en 1916 y fue uno de los primeros en renovar su estética para mostrarse no solo como un lugar tradicional en el que llenar la cesta de la compra, sino también como un espacio gourmet donde los visitantes pueden reunirse y disfrutar de la gastronomía en su sentido más amplio. En sus 30 puestos se encuentran los regentados por reconocidos chefs como Jordi Roca o Rodrigo de la Calle, entre otros, donde ofrecen delicias, platos y tapas de vanguardia con sabores aptos para los más sibaritas. Sin embargo, también conserva los puestos de siempre que comercializan productos muy típicos y enraizados con la gastronomía española, los cuales le imprimen autenticidad a este espacio.

Borough Market, Londres

Fuente: Wikipedia.
Fuente: Wikipedia.

Lleva en funcionamiento desde el siglo XIII y durante muchos años estuvo más dedicado al intercambio entre mayoristas, pero hoy está sumamente orientado al público. Entre el entramado de puestos que lo integran se encuentra lo mejor y lo más tradicional de la cocina londinense: aves, carnes, quesos, vegetales, pescados frescos, foies, panes, cervezas e incluso productos exclusivos provenientes de las granjas británicas y ecológicos. Sin duda, una excelente oportunidad para disfrutar de las mejores exquisiteces de la ciudad del Támesis.

Yeliseyevsky, Moscú (Rusia)

Fuente: salpimienta.com
Fuente: salpimienta.com

Nada en la capital rusa es pequeño, sencillo o discreto. Los mercados tampoco son una excepción, al menos el de Yeliseyevsky. Ocupa el interior de un impresionante palacio neobarroco, con techos muy altos y decorado con frescos e impresionantes lámparas de araña que le dan un aspecto muy aristocrático y distinguido. Claro que, si uno se detiene a pensar que lo que se vende en él son productos exquisitos procedentes de todas las partes del mundo, entre los que se encuentran algunas de las mejores variedades de vodka, caviar beluga o chocolates rusos, igual encuentra la explicación.

Ferry Plaza Farmers Market en San Francisco (California)

Fuente: Flickr.
Fuente: Flickr.

Hay quien dice que es uno de los mejores mercados productores del mundo y eso que comenzó su andadura relativamente pronto, en los años 90. Los puestos se extienden en el embarcadero de San Francisco y constituyen un auténtico paraíso gastronómico para los locales, un aspecto relevante si tenemos en cuenta que estamos en una ciudad que siente devoción por la buena gastronomía. La mayoría de los productos proceden de las explotaciones ganaderas, agrícolas y pesqueras del norte de California, lo que garantiza su frescura y calidad. Los amantes del queso encontrarán una tienda con todas las clases del mundo.

Mercado nocturno de Chinatown, Singapur

Fuente: Pixabay.
Fuente: Pixabay.

Chinatown, el epicentro de la cultura china en la ciudad de Singapur, alberga uno de los mercados más aclamados por los viajeros y locales amantes de los sabores exóticos. En este colorido mercado, el cual abre sus puertas cuando el sol se esconde, es posible saborear desde pinchos de pollo picante –satay- y fideos chinos –fishball noodles hasta odoríferos durianes.

Tsukiji Fish Market, Tokio (Japón)

Fuente: Wikipedia.
Fuente: Wikipedia.

Concluimos este periplo en este mercado japonés, el de venta de pescados y mariscos más grande del mundo. Se ha convertido en una parada ineludible para locales y viajeros, ya que pueden encontrar una interminable variedad de especies marinas y también el mejor sushi y sashimi del país. Las subastas de atunes recién pescados en la lonja han pasado de ser un negocio a convertirse en un curioso espectáculo, para el que, a pesar de ser sumamente temprano, hay largas colas.

Sonia Fernández

Historiadora y redactora zamorana. Comencé a escribir por casualidad hace siete años y hoy, quién me lo iba a decir, se ha convertido en una de mis grandes pasiones. Esto me ha enseñado que lo importante no es recorrer el camino, sino disfrutar de lo que la vida te brinda en el trayecto.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.