El Amazonas ha sufrido 6000 incendios en lo que llevamos de agosto

  • Agencia Atlas
El fuego en el bosque más grande del planeta ha aumentado un 7% respecto al año pasado. Los activistas culpan al presidente Jair Bolsonaro por gestionar el bosque buscando el beneficio económico. Le acusan de animar a madereros ilegales y especuladores de tierra que acabarán destruyendo la selva más grande del planeta. Las imágenes muestran como hay diferentes focos localizados dentro de la selva, lo que aumenta la posibilidad de que hayan sido provocados.