Un año de la morgue improvisada en el Palacio de Hielo de Madrid

  • Agencia Atlas - 23/03/2021 17:50
Volver al Palacio de Hielo de Madrid donde el recuerdo permanece congelado en la memoria. "El estremecimiento de ver esa pista llena de ataúdes", lo rememora Vicente Esplugues, uno de los sacerdotes que acudió para despedir a los más de mil fallecidos que llegaron hasta aquí. "Me solía poner en medio de la pista y desde ahí hacía el responso", dice. Era la primera morgue de la pandemia. "No creo que nadie pensara que podía haber ese número de víctimas y eso obligó a improvisar. Todos nos derrumbamos cuando vimos aquello", cuenta el alcalde José Luis Martínez Almeida. La muerte desbordó aquellos días y Rosa tardó casi dos semanas en saber que el cuerpo de su padre esperaba en ese Palacio de Hielo. "Yo pensaba que, por lo menos, a su lado había alguien aunque fuese otro cadáver. Yo a mi padre no lo pude ver y después de un año me doy cuenta de que se ha ido", explica. Momentos que quedan marcados también en los trabajadores de los Servicios Funerarios de Madrid que no olvidan la tristeza que producía el que muchos féretros llegaran sin familiares. Y aunque ha pasado un año la pandemia sigue ahondando en el dolor. -Redacción-

Vídeos de Sociedad