Cantabria se aferra al toque de queda para intentar contener el descontrol de los botellones

  • Agencia Atlas - 14/07/2021 17:50
Los botellones multitudinarios en Noja, la fiesta de excesos en Santander o el descontrol en Torrelavega y Laredo, han obligado a pedir el toque de queda entre las 01h y las 06h en más de la mitad de los municipios de Cantabria; a limitar las reuniones entre no convivientes a solo 6 personas en esas horas; y a prohibir la venta de alcohol a partir de las 20h. Unas medidas, en zonas muy turísticas, que además recortan aforo y horario a la hostelería. Castilla y León, la que más ha insistido en el toque de queda, ahora se echa para atrás por recomendación de sus servicios jurídicos. No seguirá la estela de la Comunidad valenciana, que, reduciendo la movilidad nocturna, intenta aislar los contagios. En San Vicente del Raspeig, única localidad de Alicante con esta medida, la gente desaparece poco a poco, obligando al virus a tener las horas contadas.